Gremio docente insiste en que no hay condiciones para clases presenciales

David Rodríguez, secretario de organización del SUMA Aragua, aseveró que es un peligro comenzar a llevar a los niños a las instituciones educativas, ya que la Academia Nacional de Medicina ha informado que la tercera ola del virus es la más contagiosa.

Loading...
SUMA
Los miembros del SUMA indicaron que no hay condiciones para llamar a clases presenciales


En este sentido destacó, "los padres y representantes deben tomar las medidas pertinentes con sus hijos, se puede decir que en las entidades educativas hubo un 80% de ausencia en este primer arranque de las clases en la modalidad presencial".


De esta manera comentó que los docentes han cumplido con el llamado y asistieron a sus respectivas aulas de clases, sin embargo las condiciones no son las adecuadas.


Asimismo, Rodríguez señaló, "debe haber una adecuación de los espacios escolares para poder iniciar las clases presenciales, que es la idea, pero al no estar aptas las instalaciones se debería seguir con las enseñanzas a distancia".
En este sentido, acotó el docente, que en la entidad aragüeña al menos el 95% de las escuelas no se encuentran en buenas condiciones y es por ello que no debe existir la posibilidad de que los jóvenes acudan a los colegios.


Por otra parte, el Secretario del Sindicato Único del Magisterio hizo referencia a la jornada de vacunación a jóvenes y adolescentes que debería empezar esta semana con el fin de inmunizar a esta parte de la población.


Al respecto indicó, "hay que pensar en los menores de 12 años también, porque ellos deben ser vacunados con las dosis autorizadas por la Organización Mundial de la Salud, es por eso que se le hace el llamado a los padres y representantes a que no permitan que sus hijos sean inoculados con la Abdala, por no estar autorizadas por la OMS".


Es por ello, que los miembros del Sindicato reiteran que para poder haber clases de manera presencial, lo más esencial es que en las escuelas del país exista la mayor seguridad posible tanto para los estudiantes como para los trabajadores de la educación.

JOSÉ CARPIO G. | elsiglo

Loading...