Critican a un supermercado por vender animales enteros en bandejas

Una ola de indignación de los colectivos animalistas en redes sociales ha obligado a la cadena de supermercados Lecrerc a retirar de la venta en una de sus tiendas en el sur de Francia liebres, faisanes y otros animales, que eran vendidos directamente envueltos en bandejas de plástico.

Loading...
Foto: Refrencial

La polémica comenzó el pasado viernes cuando una mujer compartió en su cuenta de Twitter las fotos de los animales en un hipermercado Lecrerc a las afueras de Aviñón, sureste francés.

En ellas se veían los animales muertos, enteros y con pelo, envasados y preparados para una venta directa al público.

Leer más: Los bebés neandertales eran destetados hacia los seis meses

Después de esto, muchos usuarios se unieron a la denuncia en redes sociales así como varios colectivos ecologistas y animalistas por lo que el distribuidor retiró finalmente los productos de la venta y pidió disculpas a aquellos que se sintieron afectados.

“Aunque resulte chocante de primeras, es una manera menos hipócrita de presentar la carne, que no es otra cosa que un animal muerto”, dijo a EFE el portavoz de la Fundación Brigitte Bardot, Cristophe Marie.

Esta organización ha sido una de las principales instituciones en pronunciarse sobre el tema. Desde su creación en 1986 en Saint Tropez opera tanto en Francia como en el resto del mundo por la protección y la sensibilización de los derechos de los animales.

“Es interesante ver que los consumidores son cada vez más conscientes de que los animales son asesinados para ser consumidos, la reacción es incluso peor cuando se trata de animales como conejos, que también pueden llegar a ser mascotas”, destacó el portavoz.

Mientras algunos mostraron su indignación por la venta de estos animales, otros como Marie ven este hecho como una forma efectiva de concienciar a los consumidores.

“Esto podría haber sido una acción de concienciación por parte de activistas para mostrar que la carne es, por encima de todo, un animal asesinado”, escribió el activista en Twitter junto con la foto de las bandejas.

El colectivo Mr. Mondialisation reaccionó también en Facebook y señaló que “pese a que se podría pensar que se trató de cazadores locales que se excedieron en la caza” en las etiquetas se leía que venían de Bélgica. “Plástico, 1.000 kilómetros en camión. Cuesta comprenderlo”, añadió.

EFE

Loading...