Descubren 7 nuevas especies de zorrillo moteado que pueden pararse de manos

Para protegerse, los excéntricos zorrillos moteados se levantan en sus patas delanteras y rocían una sustancia desagradable a sus agresores.

Loading...

Con menos de un kilo de peso, a los zorrillos se les ha desterrado a la categoría de animales apestosos. De manera natural, cuando se sienten amenazados o quieren marcar su territorio, rocían una sustancia que proviene de sus glándulas anales sobre sus agresores. Nadie nunca se imaginó que, en las inmediaciones de la ciudad de Chicago, un equipo de científicos encontraríavarias especies diferentes que caminan sobre sus patas delanteras.

El peso les ayuda. Con una agilidad sobresaliente, los zorrillos manchados de 4 especies diferentes lanzan sus patas traseras al aire, y caminan sobre sus delanteras sin dificultades. Para mantener el equilibrio, extienden su cola, de manera que puedan balancearse en su parado de manos sin caer.

Los científicos del Field Museum de Chicago se sorprendieron al observar que este comportamiento peculiar tiene una finalidad terminante: al terminar la acrobacia, los zorrillos rocían un spray apestoso hacia atrás. Así como otras especies, lo llevan a cabo como un mecanismo de defensa. Es por esta misma razón que la conducta ha sido poco documentada y estudiada, según la cobertura de Smithsonian Magazine.

A partir de un análisis genético, el equipo determinó que no existen muchas especies que lleven a cabo este tipo de movimientos estilizados. Aunque existe una amplia variedad de especies de zorrillo manchado, sólo 7 de estas logran caminar con sus patas delanteras. Adam Ferguson, un ecólogo evolutivo de la institución, determinó que habitan en América del Norte y Central, y que muchos de ellos pierden la vida en las carreteras por accidentes de coche.

Acróbatas naturales

El estudio se publicó en Molecular Phylogenetics and Evolution, y considera 200 muestras de ADN diferentes. Ferguson asegura que si las personas se acercan tranquilamente, los zorrillos no les rociarán. Por el contrario, «los zorrillos son como las personas», se ríe el experto. «Algunos de ellos son idiotas«. Y bañan de pipí a los científicos de cualquier forma.

Por esta razón, recolectar las muestras no fue una tarea sencilla. En colaboración con la Universidad Estatal de Chicago, los investigadores lograron rastrear un zorrillo moteado similar en Yucatán, al sureste de México, que también se para de manos. Resultó ser que la especie se extiende a lo largo de las llanuras mexicanas, desde la península hasta el centro del país.

Lamentablemente, debido al avance urbanístico de la región, su hábitat ha sido destruido. En consecuencia, los zorrillos moteados han reducido su población en el último siglo. Los investigadores de Chicago están seguros de que, a partir del estudio de su árbol filogenético, podrán encontrar maneras de proteger a la especie de la extinción.

elsiglo

Loading...