El Gobierno plantea ya el apagón nuclear, pero ¿están las renovables preparadas?

El Ministerio para la Transición Ecológica empieza a mover ficha en el tablero para cerrar centrales nucleares, todavía no hay nada decidido, pero parece que España solo usará fuentes renovables, ¿estamos preparados?

Loading...

Todavía no hay fecha confirmada por el Ministerio de Transición Ecológica para el apagón definitivo de las centrales nucleares, cuya vida útil expira entre 2023 y 2028, pero que se podría prorrogar hasta 2036. A pesar de esto, parece que la intención del Gobierno es cerrar de forma paulatina las cinco centrales que hay en España.

Este apagón dejará un hueco energético que no se puede suplir con energías no renovables de origen fósil (carbón, petróleo o gas natural) ya que el Acuerdo de París marca la ruta para evitar los gases contaminantes que provocan el cambio climático. Entonces solo queda un tipo posible de fuente energética: las renovables.

¿Ampliar la vida útil de las centrales es seguro?

“La vida útil de una central nuclear es el tiempo durante el cual la instalación puede funcionar de forma segura y económicamente viable, cumpliendo los requisitos establecidos en la normativa vigente”, explican a Hipertextual desde la Sociedad Nuclear Española (SNE). “En España no existe un plazo legal que limite la vida útil de una central nuclear”, afirman.

“La vida útil puede ser mayor que la vida de diseño (40 años), aunque para ello es necesario cumplir una serie de estrictos requisitos que establece la instrucción IS-10 del CSN. En cada central nuclear un equipo de personas lidera, con la colaboración de toda la organización, los estudios para determinar si la instalación está preparada para operar más allá de su vida de diseño, basándose en multitud de parámetros, como el análisis de la experiencia propia y ajena, pruebas periódicas de los equipos y ensayos no destructivos en los materiales, entre otros”, explica Operador Nuclear, ingeniero con Licencia de Supervisor en una central nuclear española y divulgador independiente sobre energía nuclear en redes sociales, que prefiere quedar en el anonimato. “Como referencia, el 90% de los reactores nucleares de EEUU, país de donde proviene la tecnología de 6 de nuestros 7 reactores y nuestro referente normativo en seguridad nuclear, ya tiene autorización para operar 60 años, y varios están preparando la documentación para solicitar 80″, indica.

Así pues, ampliar la vida útil de estas centrales supondría “generar más del 20% de nuestra energía baja en emisiones de forma constante e independiente de las inclemencias meteorológicas”, comenta Operador Nuclear. También desde SNE señalan lo mismo: “Disponer de una fuente de generación eléctrica que contribuye al mix de manera notable (el 20,39% de la electricidad generada en España durante el pasado año salió de las centrales nucleares españolas) y que complementa a la de origen renovable. La producción eléctrica nuclear en 2018 supuso el 34,42% de la electricidad sin emisiones contaminantes en el país”. Por este motivo no es extraño que se pida su uso para la transición ecológica. Pero, por supuesto, no todo lo que reluce es oro.

Al crear el Ministerio para la Transición Ecológica, el Gobierno de Pedro Sánchez dejaba clara su intención de buscar una solución viable para el problema del cambio climático y cumplir el Acuerdo de París, pero para eso el país debe dejar atrás las energías más contaminantes y abrazar las menos problemáticas, es decir, las renovables.

Sin embargo, actualmente hay dos corrientes de pensamiento para la transición ecológica, no solo en España, es un debate que se da en todos los países que se ven en la tesitura de tener que pasar de fuentes no renovables a las que sí lo son.

También te puede interesar: Sismo estremece suroeste de Japón; no se reportan daños

Sobre la mesa hay dos propuestas: la de quienes piensan que la transición y el futuro energético pasa por usar la energía nuclear y la de los que creen que no, que las únicas fuentes que debemos utilizar son las renovables. En 2017, el 22,6% del total de la energía producida en España provenía de estas centrales nucleares. Este es un hueco que las renovables deben llenar.

Las renovables están ahí, peleando para entrar en el combate del agujero que quedará tras el apagón nuclear, pero ¿están realmente preparadas para asumir ese vacío energético o habría que apostar por volver a ampliar la vida útil de las centrales nucleares? ¿Son seguras actualmente estas centrales?

Loading...