Lo esotérico contra el coronavirus

En la actualidad cuando se viven tiempos considerado por muchos, como de crisis y aunado a esto de pandemia, son cientos los habitantes del eje Este del estado Aragua que buscan alternativas para conseguir un poco de tranquilidad ante inconvenientes, ya sean económicos, materiales y de salud. Una de ellas son las consultas con videntes o espiritistas.

Loading...
Los materiales para hacerse los trabajos son muy buscados

En este sentido, para nadie es un secreto que el venezolano se caracteriza por albergar distintas culturas y entre ellas se puede observar esta, la cual con el paso del tiempo se ha ido incrementando, debido a que los ciudadanos buscan una segunda opinión espiritual, para conseguir un poco de calma y más en esta época marcada por la enfermedad y una detención de varios de los aspectos que hasta cierto punto no los dejan llevar un nivel de vida como lo esperan.

Karina Valenzuela

Ante este panorama, José Montes de Oca, quien fue bautizado como Babalawo, informó que pese a las medidas de bioseguridad y todos los protocolos preventivos por la presencia de la Covid-19, lo han alejado un poco más de los clientes, las peticiones de sus servicios siguen vigentes, ya que las personas buscan en él, una ventana no sólo para expresar sus pesares, sino también en busca de un poco de tranquilidad.

"La gente recurre a nosotros, es porque su fe los calma en estos momentos de incertidumbre, eso tomando en cuenta que se encuentran a la expectativa por el ambiente que se está viviendo, donde las fuentes de empleo no están funcionando según lo previsto y por consiguiente factores como familia y relaciones se ven comprometidos", dijo Montes de Oca.

Del mismo modo, María Martínez, quien es espiritista y además docente, señaló con respecto a este tema: "No hay duda de que el mundo está pasando por una fase de desesperación, a veces leerles la fortuna y hacerles saber que todo estará bien, les da confort y le permite a las personas desenvolverse de una mejor manera, más positiva y con tranquilidad".

Por su parte, Pedro Perdomo, quien lee los caracoles agregó: "Si es cierto que como todo ha bajado la demanda, pero también lo es, que todavía hay personas de fe, que creen en nosotros, por nuestros dones y que necesitan y más en este tiempo, es por eso que tratamos de hacer lo mejor para ellos, enmarcados en su bienestar y sin hacer cosas malas, en mi caso".

Asimismo, estas personas con dones especiales, explicaron que las consultas que mantienen mayormente las han realizado de manera on line, que aunque no es de su gusto, ni es la mejor forma, es la alternativa que han conseguido no sólo para ayudar, sino también poder percibir alguna ganancia.

"Yo no cobraba por lo que hacía, pero en vista de todo lo que estamos viviendo, me he visto en la obligación de hacerlo, es un costo que normalmente es bajo, ya que no es un don que viene conmigo y lo uso para el bien. No obstante, es hasta cierto punto fuente de ingreso", dijo Martínez.

Por otro lado, se conoció por parte de estos religiosos que lo más buscado por las personas, son limpieza espiritual y tranquilidad espiritual. "Según lo que presente la persona, nosotros podemos resolver como ayudarles y en la mayoría de los casos las limpiezas son una de las salidas, claro, todo esto es costeado por el paciente".

A la luz de lo mencionado, Karina Valenzuela, quien labora en una perfumería, explicó que efectivamente tomando sus conocimientos en las ventas de los artículos esotéricos, sigue la demanda en los servicios de videntes, adivinos, espiritistas y santeros.

"Según lo que conocemos y escuchando lo que dicen las personas, podemos decir que es cierto, que ahora la gente busca esa salida para estar a plenitud, las personas son muy creyentes y tienen fe en la religión y más ahorita que tenemos una pandemia tan presente, donde muchos colapsan y recurren a estos recursos", dijo la vendedora.

Igualmente, Valenzuela dijo que lo que más se llevan son velitas, esencias, extractos y tabacos. "Se está llevando mucho todo lo que representa o llama a la salud, la prosperidad, el amor y sobre todo lo que se refiere al doctor José Gregorio Hernández, ya sean estampitas, baños, esencia. De verdad, aquí por lo menos en el eje Este los ciudadanos tienen mucha fe y la manifiestan de distintas maneras".

Es importante destacar, que el 92% de la población venezolana sigue la religión del catolicismo. El 7% de los ciudadanos del país son afines a otras religiones como el evangelio, el judaísmo, el islam y otros, quienes acuden a videntes y brujos. Mientras que el 1% restante es ateo, según estadísticas publicadas por el Gobierno nacional en el 2017.

DANIEL MELLADO | elsiglo

Loading...