"La sal" que ocasionó la intoxicación provino del vertedero de Los Teques

La situación de los intoxicados durante la tarde del jueves en el sector Ingenio Hugo Chávez Frías, parroquia El Consejo del municipio José Rafael Revenga del estado Aragua, mantiene preocupados a los familiares de los pacientes recluidos en los hospitales de La Victoria y Maracay, así como también a los pobladores de la zona e igualmente a las autoridades competentes del caso.

Loading...
Ya se habilitaron los servicios de Pediatría y Adultos del Hospital de La Victoria

De acuerdo al informe preliminar, al menos un grupo numeroso de personas, entre ellas niñas y niños, luego de comerse una sopa preparada con arroz, pollo y verduras (yuca, ñame y otros rubros) en un encuentro cristiano, ocasionó una intoxicación masiva.

Tras presentar los primeros síntomas, los entes oficiales activaron los protocolos de seguridad y en vehículos especiales, con la urgencia del caso, los afectados fueron trasladados al Hospital José María Benítez de La Victoria.

Funcionarios de la Policía Municipal, al mando del comisionado José Jassir, jefe del citado cuerpo de seguridad, despejaron el paso de vehículos hacia ese centro asistencial.

Los galenos, enfermeras y demás personal se declararon en emergencia para asistir a todos los intoxicados y en ese momento la doctora Maryuri Danaye Martínez, médico pediatra, asumió la responsabilidad de atender a los menores de edad.

En el momento cuando estaba atendiendo a Yonaisi Nazareth Fuentes Arrieta de un año de edad, la niña se vino en vómito y la sustancia salpicó a la joven profesional.

Poco después la criatura falleció. Fue declarada muerta a eso de las 12:00 del mediodía del jueves. Tres horas más tarde, Danaye comenzó a sentir síntomas de intoxicación e inmediatamente sus colegas le prestaron los primeros auxilios.

Sin embargo, su cuadro clínico se empeoró y hubo que referirla de urgencia al Hospital Central de Maracay y ya en la noche de ese día, los médicos tratantes procedieron a colocarle un sistema de respiración artificial, ya que su salud es sumamente delicada.

Asimismo se conoció que en ese centro asistencial tienen recluidos a cuatro pacientes más, incluyendo menores de edad y el resto en el Hospital de La Victoria.

Se informó extraoficialmente que un oficial de la PA se contagió cuando prestaba la ayuda en el traslado de los pacientes a Maracay, y en la noche del jueves hubo que recluirlo en el HCM.

Una junta médica se abocó a prestarle los primeros auxilios y en horas de la madrugada de ayer, el gendarme fue dado de alta con las recomendaciones médicas. El policía está fuera de peligro.

ORIGEN DE LA INTOXICACIÓN

Realizando una investigación periodística en relación al asunto, se tuvo conocimiento que al menos tres familias de Sabaneta del municipio Revenga, se reunieron y decidieron trasladarse a la casa número 1, situada en la calle 13 de Enero del sector Ingenio Hugo Chávez Frías.

Allí se llevó a cabo un encuentro cristiano. Posteriormente los presentes decidieron hacer una sopa de pollo, arroz y verduras para ofrecerles a los invitados especiales.

La encargada de preparar la "suculenta sopa" fue la madre de la criatura que falleció en el Hospital de La Victoria. La señora Arrieta muy gentil comenzó a limpiar las verduras y demás ingredientes, posteriormente los echó en una olla, faltaba la sal para darle el gusto a la comida.

VERTEDERO DE LOS TEQUES

Su esposo, el señor Benito Fuentes, quien trabaja de recolector en el vertedero de El Limón, ubicado en el kilómetro 37 de la Carretera Panamericana del municipio Guaicaipuro, recogió entre los escombros una sustancia conocida aparentemente como urea (sal) y se la entregó a su compañera sentimental para que le diera sabor a la sopa.

Entre los escombros el señor Benito recolectó la supuesta sal

Según las investigaciones, la supuesta urea es un fertilizante que lo utilizan los campesinos para el cultivo de sus siembras y no es tóxico. Confiada que sería el componente salmuera para sazonar la comida, la madre de la criatura fallecida, procedió a aplicar pequeñas pizcas de sal a la olla.

Una vez preparado el sancocho, la mujer invitó a los niños y adultos a acercarse a la mesa para que almorzaran, pero no sin antes elevar oraciones a Dios por la comida que degustarían minutos después.

Todos comieron tranquilamente e incluso, algunos repitieron, ya que el hervido quedó suculento, según la investigación periodística.

SE DISPARARON LAS ALARMAS

Transcurridos unos minutos, los niñitos empezaron a sentir náuseas, dolores estomacales, sudor y pulsaciones. Como el asunto afectó a casi todos los presentes, los responsables del sancocho llamaron a las autoridades policiales y sanitarias del municipio Revenga.

Seguidamente se activaron los protocolos de seguridad y en vehículos particulares y en ambulancias del municipio, los afectados fueron trasladados al Hospital de La Victoria.

Horas después la doctora Maryuri Danaye Martínez sintió la misma sintomatología, por lo que hubo que prestarle la atención requerida, y se aislaron temporalmente los servicios de Pediatría y Adultos por medidas de seguridad del Benítez.

INTERVINO EL CICPC

Ante el desarrollo de los hechos, comisiones del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, adscritas a la División de Homicidios Aragua y la Delegación Municipal de Las Tejerías, se trasladaron al sitio de los hechos, en donde citaron a rendir declaraciones a los progenitores de la bebé que murió en horas del mediodía en el Benítez.

La investigación podría orientarse al vertedero de El Limón

Tras rendir declaración, Benito Fuentes, padre de Yonaisi Nazareth, confesó a los funcionarios que él trabaja en el bote de El Limón en Los Teques del estado Miranda.

Removiendo escombros, el individuo se consiguió con varias porciones de presunta urea y se las llevó a la casa para condimentar la comida.

Vale comentar que la familia, según se presume, es de muy bajos recursos económicos y hoy día un kilo de sal sobrepasa el millón de bolívares. Como dicen por ahí: "La cosa no está nada fácil".

HAY ALGO MÁS...

Sin embargo, se sospecha que esa sustancia química podría estar mezclada con un componente letal ¿cómo se explica que la doctora haya sido salpicada de vómito y poco después entró en un estado crítico? Se preguntan quienes tienen la responsabilidad de aclarar las circunstancias del caso.

Asimismo el funcionario quien ayudó a los intoxicados en el traslado a los centros asistenciales, corriera con la misma suerte, pero gracias a Dios que no fue grave.

Por tal motivo, se informó que el Cuerpo de Bomberos recolectó todo el producto y ya está en manos de las autoridades que realizarán las evaluaciones para determinar qué compuesto contenía esa supuesta urea.

La Corporación de Salud del estado Aragua se encargó de la investigación.

Se dijo asimismo, al cierre de esta edición que hasta el momento no hay ningún responsable del asunto y la investigación podría orientarse al vertedero de El Limón en Los Teques.

Posiblemente las autoridades pertinentes del caso, con el apoyo del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, busquen a la persona que arrojó ese componente mortal al botadero de basura. El caso pica y se extiende.

Aunque no hubo una fuente oficial para que informara de la situación de los centros asistenciales, se tuvo conocimiento que las áreas de Pediatría y Adultos del Benítez en La Victoria comenzaron a prestar el servicio sin ninguna complicación e igualmente en el HCM.

LISTA DE INTOXICADOS EN EL BENITEZ

1) Janeth Arrieta, de 40 años.
2) María Hernández, de 49 años.
3) Humberto Malavé, de 73 años.
4) Yairin Briceño, de 19 años.
5) Anaís Céspedes, de 37 años.
6) Gabriel Arrieta, de 14 años.
7) Luis Fuentes, de 10 años.
8) Génesis Fuentes, de 6 años.
9) Briany Coronado, de 7 años.

RECLUIDOS EN EL HCM

10) Gledys Arrieta.
11) Génesis Arrieta, de 3 años.
12) Jesús Galíndez, de 15 años.
13) Yondry Fuentes, de 12 años.
14) Maryuri Danaye Martínez (médico afectada).
15) Un funcionario de la Policía de Aragua.

 

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo

Loading...