Precios del queso llanero de espanto y brinco

El tema del alto precio del queso para rallar, nuevamente vuelve a estar en boca de todos los victorianos, esto debido a las constantes alzas que ha experimentado el rubro, trayendo como consecuencia la acentuación en los dolores de cabeza de las amas de casa, quienes deben hacer “milagros”, para buscar el relleno de las arepas.

También te puede interesar: Instituto de Senología tendrá dos nuevos quirófanos

queso
El queso mantiene registra alzas hasta de un 80% según los victorianos

En este sentido, luego de un recorrido realizado por los principales mercados populares del municipio Ribas, se pudo constatar que en tan solo una semana el incremento ha sido descomunal, por lo que los consumidores denunciaron que desde la semana pasada hasta la fecha, es de casi un 80%.

“El martes pasado compré un kilo de queso a un percio y al inicio de esta semana que fui de nuevo a buscar, ya estaba en otro precio, es un atropello, porque no pueden hacer eso cada vez que ellos quieran y mucho menos colocarlo muy por encima de lo que ya estaba establecido”, manifestó Carmen Lozada.

Asimismo, Juan Andrade agregó, que incluso hay quienes están vendiendo el kilo de queso en 380 bolívares soberanos, sin ningún tipo de explicación, solamente le dicen al comprador “eso es lo que vale”, dejando a la buena de Dios al comprador o en el caso más común, obligándolos a cancelarle monto.

Por otra parte, el comerciante Carlos Mier y Terán, dijo: “Nosotros no tenemos la culpa que nos aumenten los precios. Deben revisar lo que están haciendo los proveedores, pues nosotros ajustamos el precio dependiendo del costo adquirido, la intención no es causar malestar, pero tampoco perder la inversión. Deben recordar que nosotros también tenemos familias que alimentar”.

Mier y Terán afirmó que hay quienes se aprovechan de la coyuntura económica por la que atraviesa el país para aumentar los precios a su conveniencia, pero es allí el momento justo en el que el Gobierno debería intervenir y hacer valer la ley.

“Ciertamente hay comerciantes que aumentan desproporcionadamente sin importarle nada, es por eso que se debe estudiar bien el caso reuniendo a todos los involucrados y colocar un precio que sea respetado”, comentó.

Vale destacar que desde mediados de agosto, el Ejecutivo Nacional mediante la regularización de precios, ajustó el costo máximo para el queso blanco duro o conocido como queso llanero en 80 bolívares soberanos por cada kilogramo, tal parece que para algunos comerciantes solamente quedó en palabras.

Los victorianos instan a los funcionarios encargados en velar para que no ocurra este tipo de irregularidades a que tomen cartas en el asunto y sea respetado el precio acordado, pero para eso, debe ser necesaria la mediación de la máxima autoridad política de Venezuela mediante los entes adscritos establecidos.

elsiglo

Loading...