Por las nubes precios de pescado, chigüire y babo

Con motivo de la Semana Santa, la mayor demanda para los consumidores es la compra del pescado salado, pero en esta oportunidad los precios han crecido tanto que se hace difícil alcanzarlos.
El babo se le escapó al venezolano de las manos

Algunos valencianos se quejaron y asomaron su descontento al no poder cumplir con la tradición de los días santos, como es el deber ser.

Mencionaron que en el mercado periférico La Candelaria, que es donde acude el mayor número de personas para las compras en los días festivos, se quedaron asombrados por los precios tan altos de los productos.

Carmen Pérez expresó que solo disponía de poco dinero para comprar el pescado salado, como es su costumbre en estos tiempos, sin contar los ingredientes para la ensalada y para sazonar los alimentos.

Sin embargo, comentó que tendría que recortar el presupuesto para algunos productos y poder invertirlo en el pescado salado, así como dejar de ir a algún lugar de esparcimiento, pues el dinero no alcanza, citando por ejemplo que un millón de bolívares no es nada, eso se gasta en tres “cositas”.

Como Carmen, otras personas que estaban de compras en el periférico expresaron casi lo mismo, es decir, sorprendidos por lo caro de las cosas, tanto verduras como hortalizas, pescados, carne y pollo.

En recorrido por el mercado periférico, se pudo constatar que efectivamente los precios están muy altos, por ejemplo, el kilo de papa en 120 mil bolívares, el tomate en 100 mil bolívares, el kilo de cebolla en más de 100 mil bolívares.

(Lea también: Más de 80 mil pasajeros movilizados por el terminal Big Low)

Igualmente los precios están por las nubes del pescado salado, dependiendo del local donde lo expendan, pues en unos el costo es de 600 mil el dorado, rayado en 800 mil bolívares.

El chigüire en un millón y hasta un millón 200 mil bolívares, el babo en un millón de bolívares el kilo.

Cabe mencionar que muchos consumidores tendrán que romper la tradición, o en el peor de los casos no cumplir con ella, pues los precios son prácticamente inalcanzables para el bolsillo de quien menos tiene o de quien depende de un sueldo mínimo.

MÉLIDA ESCALA | elsiglo-Valencia
elsiglocomve elsiglotv

Loading...