La Fórmula 1 enciende los motores

El Circuito de Barcelona-Cataluña volverá a reunir a partir de hoy, y hasta el jueves, la primera de las dos tandas de cuatro días de entrenamientos de invierno, previos al inicio del Mundial de Fórmula Uno, en el que este año el nuevo McLaren de Fernando Alonso, impulsado por motor Renault, pretende acercarse a sombra de Mercedes y Ferrari, además de Red Bull.

La temporada que está a punto de iniciarse será la de la introducción del “halo” y el de la desaparición de las azafatas que ya no estarán presentes en la parrilla de salida.

El “halo” es un dispositivo de seguridad que se ha implementado esta temporada. Se trata de un aro protector instalado alrededor de la cabina y protege al piloto frontal y lateralmente contra el impacto de objetos medianos y grandes.

Un año más, Mercedes vuelve a aparecer como el rival a batir. El poderío de su propulsor Mercedes y los últimos cuatro títulos de pilotos (tres de Lewis Hamilton y uno de Nico Rosberg), además de los cuatro de constructores, le otorgan el favoritismo de entrada y sin discusión.

En los últimos cursos, Ferrari ha aparecido como el único coche que le ha discutido a fogonazos el podio a la escudería alemana. De hecho, el año pasado en los “test” de Barcelona, Kimi Raikkonen llegó a ser en algunas tandas el coche más rápido de la parrilla.

Y es aquí donde apuntan los mayores deseos de McLaren esta temporada: poder entrar en esta lucha de arañar posiciones y no quitar el ojo de encima al podio. La mejor clasificación de McLaren en los tres últimos años con Honda han sido dos quintos puestos de Alonso, pero en el 2016.

Para este curso, el segundo de la era de Zak Brown, el McLaren mantiene el color naranja pero, sobre todo, lo que persigue el equipo inglés es olvidar un periplo de tres años, y especialmente el último, en el que el caos se apoderó de la escudería, incluso en la pretemporada.

“Hay que esperar, ver y ser pacientes. Debemos ser cautos, pacientes y esperar a las primeras respuestas en Barcelona. Desde luego que es un buen cambio, algo que necesitábamos, y esperamos que sea un buen año para McLaren“, afirmó el año pasado un Fernando Alonso que estaba a punto de vivir un calvario ya en el primer día en el Circuito de Barcelona.

Otra aparición que también se ha hecho esperar ha sido la del segundo español de la parrilla, el madrileño Carlos Sainz Jr., quien este año estrena titularidad en la escudería Renault, junto al alemán Niko Hulkenberg.

Precisamente, el equipo francés parte también como una de las escuderías que estará peleando en medio de la parrilla para no solo obtener puntos, sino arañar algún podio en carreras en las que los principales candidatos padezcan abandonos o accidentes.

El año pasado el alemán Niko Hulkenberg acabó décimo en el Mundial, justo detrás de Sainz (con Toro Rosso) en una temporada sensacional del madrileño, que en Singapur rozó la heroica al acabar cuarto, por detrás de Hamilton, Ricciardo y Bottas.

Para este curso, Renault, con Sainz y Hulkenberg, cuenta con dos pilotos con un gran tirón y que en la pista darán mucho que hablar.

Mercedes será el rival a vencer en la presente temporada de la F1

BARCELONA | EFE

Loading...