Nueva York suspende clases y vacunación ante la llegada de una gran tormenta

La ciudad de Nueva York decidió  que desde este lunes suspenderá las clases y la campaña de vacunación contra el coronavirus debido a que se espera una fuerte tormenta que podría dejar hasta 45 centímetros de nieve.

Loading...

Así lo informó el alcalde de la ciudad, Bill de Blasio, quien anunció que todas las citas para vacunarse contra el Covid-19, cuya ola posvacacional está empezando a dar un respiro a la ciudad, serán pospuestas hasta nuevo aviso.

De Blasio anunció que todas las citas para vacunarse contra el Covid-19,  serán pospuestas hasta nuevo aviso. “Lo último que queremos es que nuestras personas mayores salgan a la calle en mitad de una tormenta como esta”, aseguró el mandatario.

De igual forma anunció que  los colegios cerrarán  de manera que tampoco se vean afectados por la gran nevada.

Como medidas preventivas las autoridades han realizado a los residentes de Nueva York y alrededores para que  no salgan a la calle o conduzcan si no es necesario.

La información sobre la nevada fue proporcionada por la Agencia Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA) que pronostica que la tormenta, una de las más fuertes de este invierno, impacte con más fuerza en Nueva York con fuertes vientos y con la posibilidad de dejar alrededor de medio metro de nieve.

El temporal ya ha dejado fuertes nevadas, vientos y temperaturas árticas en Chicago y Washington DC, pero se espera que su fuerza se haga notar sobre todo en Nueva York.

Ante este escenario, Nueva York ha movilizado unas 2.000 quitanieves para recibir la que posiblemente sea la mayor tormenta de nieve que azota Nueva York desde 2016.

El estado de Nueva York sigue como el más golpeado del país por la pandemia con 43.453 muertos, seguido por California (40.702), Texas (36.924), Florida (26.360), Pensilvania (21.617), Nueva Jersey (21.484) e Illinois (21.213).

Entre otras cosas, las autoridades estadounidenses, iniciaron  una campaña de vacunación nacional con fallos y cierta lentitud, quieren acelerar las inyecciones para cubrir gran parte de la población antes del verano. Por ese motivo, esta suspensión representa un nuevo obstáculo para las autoridades neoyorquinas en su campaña de vacunación.

La semana pasada De Blasio comentó que la ciudad se había quedado prácticamente sin vacunas contra el coronavirus, por lo que debió suspender sus planes para abrir estadios durante la campaña de inmunización y recomendó a la población no hacer planes con grupos de personas hasta el verano.

En el mismo contexto dijo que tiene 100.000 dosis reservadas que no se están usando y ha pedido permiso a las autoridades federales y a la nueva administración del presidente Joe Biden para liberarlas.

ElSiglo

Loading...