Diversos gremios de Aragua protestaron por mejoras salariales

Los integrantes de los gremios de enfermeras, profesores universitarios, trabajadores de Corpoelec, jubilados y pensionados se reunieron en las inmediaciones del Cleba como una acción unitaria que les permita salir de la crisis que atraviesan en el ejercicio de sus profesiones.

La idea es que todos se orienten en la misma dirección con el objetivo de presionar al Gobierno para que asuma la responsabilidad de mejorar las condiciones de vida de los trabajadores a través de las contrataciones colectivas, y dejar de perseguirlos porque luchan por sus reivindicaciones, solicitando que liberen a los que se encuentran sentenciados por haber dado la cara en defensa de sus derechos.

SECTOR EDUCATIVO

Niuman Páez, presidente de Aproupel Maracay, indicó el esfuerzo que vienen haciendo para crear una alianza con las fuerzas gremiales públicas y privadas para establecer una agenda de lucha, con la finalidad de mejorar la calidad de vida de todos los trabajadores.

Páez mencionó que “no se trata de exigir un aumento de sueldo, ya que el mismo es devorado por la hiperinflación, se trata de cambiar el modelo económico, el régimen y el Gobierno si éste persiste y no toma las medidas para mejorar la economía nacional, ya que la situación de Venezuela es de hambruna, emergencia y una grave crisis humanitaria”.

A su vez, espera que se sumen más gremios y así desarrollar actividades como asambleas en los centros de trabajo, protestas, actividades intergremiales para construir un fuerte intergremial, enlaces con plataformas ciudadanas, resaltando a todos los ciudadanos que se necesita la unidad para salir de esta crisis.

Freddy Lucena, secretario de organización de la Asociación de Profesores de la UPEL El Mácaro, en nombre de los profesores, del movimiento universitario de Aragua integrado por trabajadores, obreros, docentes universitarios activos y jubilados, denunció la situación de las universidades, que prácticamente se encuentran en un cierre técnico debido al severo recorte presupuestario, al abandono de las instituciones por parte del Estado y el retraso consecuente en el cumplimiento de las exigencias salariales, ya que al igual que los demás profesionales, los docentes de la UPEL están subsidiando la educación venezolana.

Lucena añadió que la mayoría de los estudiantes están abandonando el país por la crisis, es por ello que es importante la unidad de todos los gremios para avanzar en la lucha, el llamado es a todos los sectores a unirse a esta batalla, para exigir el rescate de Venezuela.

SECTOR ELÉCTRICO

Alí Briceño, secretario ejecutivo nacional de la Federación Eléctrica, informó que Corpoelec se encuentra en conflicto laboral desde mayo, precisando que el pasado mes de noviembre de 2017, introdujeron un anteproyecto de convención colectiva ante el Ministerio del Trabajo, y de esto ya han transcurrido casi 7 meses y ni siquiera se ha iniciado la discusión.

Ante este retraso, en abril se solicitó la aplicación de 6 cláusulas de emergencia por la crisis económica y la hiperinflación a la que fueron sometidos los trabajadores venezolanos de todos los sectores, tanto privados como públicos, ya que el poder adquisitivo del trabajador actualmente no alcanza para comprar un cartón de huevos.

Briceño se preguntó qué tipo de socialismo y equidad hay en este Gobierno, cuando al sector militar se le incrementan los sueldos por encima de los demás trabajadores, aseverando que si los militares merecen sueldos dignos, los demás empleados también.

Briceño señaló que los trabajadores de Corpoelec con muchos años de servicio representan una labor vital para el avance del país y el sostenimiento de la economía, subrayando que sin electricidad no hay economía, no hay comercio, no hay industria.

Igualmente, el secretario de la Corporación Eléctrica aseguró que si no llegan a un acuerdo en la mesa de negociación, y si el Estado no lleva una contrapropuesta que se acerque a sus proposiciones, irán a un paro indefinido o a un ausentismo laboral mínimo de tres días.

En otro orden de ideas, denunció que el servicio eléctrico está colapsado, ya que han renunciado dieciséis mil trabajadores a nivel nacional, y al ministro no le duele el desmembramiento de la empresa, expresando que no existe ningún tipo de saboteo, “ante esto hago un llamado al Gobierno a que asuma su incapacidad e ineficiencia en el sector eléctrico”.

JUBILADOS Y PENSIONADOS

Teodomiro Aguilar, presidente de la Asociación Civil de Educadores, Jubilados y Pensionados Unidos del estado Aragua, explicó que están actuando como trabajadores y emitiendo su apoyo y solidaridad con los sectores que actualmente están en conflicto, pues como todo el mundo, están viviendo las consecuencias nefastas de un modelo económico y político que a su juicio está ahogando a los trabajadores.

Al respecto, Aguilar manifestó el apoyo solidario y de forma incondicional y se incorporan a los planes de acciones que vaya a tomar tanto Corpoelec como el gremio de enfermeras y educadores universitarios.

Para finalizar, denunció la situación de los jubilados y pensionados, ya que sólo cuentan con una pensión que no alcanza los cinco mil bolívares, y con ello no pueden adquirir ni siquiera los medicamentos.

GREMIO DE ENFERMERAS

Naidelin Mijares, secretaria del Colegio de Profesionales de Enfermería del estado Aragua, reveló que el gremio continúa en pie de lucha, recordando que fueron los primeros en salir a la calle a protestar, no por una contratación colectiva sino por un aumento de sueldo justo, ya que ellos prestan una labor social; “nosotros trabajamos por amor y arte, no por amor al arte”.

Al respecto señaló, “sin salud no hay pueblo, sin salud no hay vida, o los toman en cuenta, ya que prestan 24 horas de servicio, o las acciones de calle continuarán hasta ser escuchados”.

MARCA SOLENTE | elsiglo
fotos | JOEL ZAPATA

Loading...