Vecinos de El Paseo denuncian abandono y desidia

136

Para Rafael García, vecino de la urbanización El Paseo, en El Limón, municipio Mario Briceño Iragorry, lo que está viviendo la comunidad es una retaliación debido a la negativa del sector de permitir la instalación de una planta de reciclaje en las faldas del parque Henri Pittier.

Explicó el vecino que el tema de la basura se ha convertido en un karma, ya que no hay continuidad en la recolección, y por esto, la comunidad se ha convertido en un vertedero.

“Hay que venir a El Paseo para que vean en lo que se han convertido las calles, parecen unos vertederos, ya que no hay quien recoja los desperdicios, lo último que alegan es que no hay gasoil y por eso no se acercan al sector, esto obliga a los vecinos a sacar los desperdicios de sus viviendas y almacenarla en las esquinas para evitar enfermedades y la proliferación de animales en cada residencia. Sin embargo, poco a poco la comunidad se ha ido llenando de basura y malos olores, además de la proliferación de insectos y roedores. Ahora las ratas están por todos lados, al punto de comenzar a meterse a los apartamentos”, explicó García.

Señaló el afectado, que la situación de la comunidad cada día ha venido empeorando, no es sólo la basura, también la vialidad se ha visto desmejorada con el tiempo, y no hay planes de rehabilitar el asfaltado, explicó.

En cuanto al asfaltado, las vías que dan acceso a la urbanización están totalmente destruidas, producto de múltiples botes de agua que hay en los sectores vecinos, esto ha hecho que la capa asfáltica desaparezca y la calle se ha convertido en un lodazal.

EN LAS CASITAS PIDEN AYUDA

Con esta situación de abandono por parte de las autoridades, no sólo se ha visto afectado el sector de Los Bloques, también en Las Casitas, el servicio de recolección de basura brilla por su ausencia.

María Hernández, vecina de este sector, explicó que la deficiencia en la recolección de basura los ha obligado a colocarla en las esquinas o guindarla en las rejas de las casas, aún con esto, estos desperdicios se convierten en un peligro para una comunidad donde hay muchos adultos mayores y niños.

“Como pueden ver en las calles están llenas de bolsas de basura, cada vecino saca sus desperdicios y lo va acumulando hasta que pase el camión, pero en los últimos 15 días no ha habido recolección y los olores se hacen insoportables, pedimos a las autoridades consideración con esta comunidad y que cumplan con su mandato de atención al ciudadano”, expresó Hernández.

Para la vecina, otro de los problemas que tiene la comunidad es el alumbrado público, si bien es cierto, que el gobierno instaló algunas luminarias, el alumbrado es deficiente y esto ha obligado a muchos de los vecinos instalar lámparas o luminarias en las afueras de su residencia para estar alumbrado y minimizar el impacto de la delincuencia.

PIDEN PODA URGENTE

Otro de los problemas que ha venido surgiendo en los últimos días, está vinculado al crecimiento progresivo de los árboles, esto ha hecho que muchas de las ramas comiencen a caer sobre el tendido eléctrico, causando apagones, y poniendo en riesgo a los vecinos, sus equipos electrónicos y sobre todo la infraestructura eléctrica, ya que si un árbol de estos se desprende sobre un poste puede causar una tragedia mayor.

También te puede interesar: En Ribas las ventas no terminan de despegar

“Durante los últimos días hemos tenido nosotros mismos que podar algunas matas para evitar algunos inconvenientes con el viento y el sistema eléctrico, pero es importante destacar que no tenemos los equipos ni las herramientas, esto es función de la Alcaldía, pero como hay una negativa de venir al sector a realizar reparaciones hemos tenido que asumir este riesgo”, explicó Rafael García.

MAURICIO BOLÍVAR | elsiglo

YG