Villacuranos se sumaron a la protesta del sector público

142

Este miércoles y por tercer día consecutivo, educadores, jubilados y personal del sector salud salieron a las calles en Villa de Cura, municipio Ezequiel Zamora, a protestar con la finalidad de exigir una vez más al Gobierno nacional mejoras salariales y la restitución de varios de sus derechos laborales.

Pidieron mejoras por sus familiares

Esta tercera jornada de protestas que se registra en la localidad aragüeña, comenzó con la concentración de los manifestantes en la redoma Los Colorados, quienes después de las 9:00 am, marcharon por toda la avenida Bolívar de la zona con pancartas y cánticos pidiendo la renuncia de la ministra y que les paguen en divisas.

El profesor Arnaldo Romero, uno de los voceros de la manifestación pacífica, recalcó que esta es parte de una serie de actividades en la cual el gremio educativo, constituido por sus tres elementos: docente, administrativo y obrero; harán escuchar su voz para que le restituyan sus derechos como trabajadores.

Los docentes están cerca de llegar a un paro

“Ya basta con ese salario de miseria que nos tiene el Gobierno nacional, el martes cobramos y hoy por hoy, ese sueldo se nos convirtió en sal y agua”, precisó el dirigente.

Romero también destacó que exigen la cancelación del 280% del aumento salarial y otros beneficios laborales que aún les deben desde hace ya un par de años. “La restitución del HCM y que nos paguen las primas en su 100%”, explicó.

Además el dirigente aseveró que los docentes y demás sectores de la administración pública que acudieron al llamado de huelga, exigen que el salario sea anclado a la criptomoneda petro, para así poder tener ingresos dignos. “Instituciones públicas cobran sus impuestos en petro”, recalcó.

Arnaldo Romero, dirigente gremial

PARO NACIONAL

Aunque no se conoce sobre un pronunciamiento de un paro nacional de los docentes, el profesor Arnaldo Romero considera que están cerca de llegar a este cometido, considerando que no hay condiciones para el regreso a las aulas.

“El Día del Educador no tenemos nada que celebrar, porque con los bolsillos vacíos, no tenemos la capacidad de celebrar, sólo ese día vamos a asistir a la misa, para que Dios nos bendiga y nos permita seguir luchando con dignidad”, explicó.

Por su parte, el licenciado Edgar Vidao, enfermero que labora en Villa de Cura, explicó que el sector salud apoya la iniciativa del Magisterio, asegurando que todos los del sector público están padeciendo de la precariedad salarial.

Los cánticos se hicieron sentir en toda Villa de Cura

“Los trabajadores gozamos de un salario de hambre, hoy nuestros hospitales, también los centros de salud están sin servicios en cuanto a insumos médicos, en cuanto a medicamentos. Y el llamado es a la colectividad para que también se sume a esta lucha por el pueblo”, expresó.

Vidao comentó que seguirán defendiendo los derechos laborales de los trabajadores de la salud, ya que sin ellos sería difícil la asistencia médica en la localidad. “Hoy ustedes acuden a nuestros centros de salud, y allí nosotros no tenemos ni una jeringa para cumplir con un tratamiento”, explicó.

Reiteró que así se encuentra toda la red sanitaria del municipio Ezequiel Zamora, en donde la realidad “todo es un maquillaje”. “Las cosas hay que llamarlas por su nombre, una pintura, y la red ambulatoria está por el suelo”, comentó.

EXIGENCIAS


Entre otras de las exigencias por parte del sector público, el enfermero expresó que es necesario la recuperación del seguro funerario y el establecimiento de las contrataciones colectivas.

“Todos los beneficios nos lo han arrebatado, nosotros no gozamos de una buena contratación colectiva, de un seguro funerario. No contamos ni siquiera para que nos entierren, y Dios nos libre que no nos enfermemos, porque de verdad que nos las vamos a ver bien fea”, recalcó.

No obstante, Vidao comentó que hay calidad y profesionalismo en los centros de salud, en donde el personal que aún se mantiene está dispuesto en ayudar y trabajar si hay las condiciones. “Pero qué hacemos estando allí con las manos vacías, haciendo imposiciones de manos, con imposiciones de manos no sanamos al enfermo”, concluyó.

JUBILADOS


Por último, Gabriel Herrera, pensionado y jubilado, resaltó que el personal no activo está en precarias condiciones salariales al igual que los que están aún laborando. “Por la contratación colectiva que últimamente ha venido en decadencia, nos ha afectado de manera preponderante. Adicionalmente que cobramos una pensión del Seguro Social que tampoco cubre las necesidades básicas de salud”, resaltó.

El adulto mayor explicó que previo a esta convocatoria hubo intimidación del patrono para que no vayan unos delegados. Esos representantes del Gobierno han pretendido intimidar para que la base ministerial y los trabajadores en general no acudan al llamado. Sin embargo, el pueblo de Villa de Cura y de Zamora en general perdió el miedo, y esto es la representación de una nueva Venezuela que está surgiendo.

Para finalizar, Milagros Almenar, docente jubilada, recalcó que con 130 bolívares mensuales, un pensionado no puede sobrevivir con esta situación económica. “Los docentes normalistas, sólo cobran 120 bolívares mensuales, entonces esta es una burla a los docentes que ya tienen 80 y 85 años”, sentenció.

Lee también: Docentes de Villa de Cura se sumaron a jornada de protesta nacional

Los educadores, personal de salud y obrero del sector público, continuarán luchando para exigir sus derechos, hasta que logren sus objetivos.

LINO HIDALGO | elsiglo