Reina la desidia en el barrio Unión de San Mateo

159

En completa desidia se encuentra el sector Cueva del Lión del barrio Unión de San Mateo, donde hace cuatro años no hay agua por tuberías y las cloacas recorren las calles desde hace seis meses dejando enormes gusanos a su paso, además de la falta de alumbrado público que los deja a merced de la delincuencia.

En el sector Cueva del Lión las cloacas y los gusanos recorren las calles


Habitantes de la comunidad aseguran que aunque ya Hidrocentro y personal de la Alcaldía del municipio Bolívar han realizado la debida inspección a la situación de las aguas servidas, hasta ahora no han recibido ninguna solución.


José Mendoza, uno de los habitantes del sector, comentó que hasta los momentos no han llevado el Hidrojet para confirmar que la tubería está obstruida. “Si estuviera obstruida ya se hubiese hundido la carretera, entonces no sé por qué ahora dicen que hay que romper la calle y no estamos de acuerdo con eso, porque después cuándo nos van a arreglar la carretera, ahora si meten el Hidrojet y resulta que la tubería está obstruida, ahí sí estamos de acuerdo con que rompan la calle”.

José Mendoza


En este orden de ideas, Mendoza relató que las personas de la comunidad han optado por meter una cabilla por lo menos cada dos semanas para que el agua baje, ya que la situación con el olor y los gusanos se torna insoportable. “Esto afecta a todo el mundo, mi papá vive al lado de donde está el bote de aguas negras y ya él está anciano y esa situación empeora cada día más.


Por su parte, Jean Carlos Palacios explicó que aunque el problema se origina en el sector Cueva de Lión, las aguas residuales llegan hasta la calle principal, afectando por completo al barrio Unión.

Jean Carlos Palacios


“Se ha puesto la denuncia en la Alcaldía y en Hidrocentro, vienen, pero no han podido solucionar, nosotros metemos la cabilla, pero eso nos da solución sólo por dos días, necesitamos que ellos vengan y hagan el trabajo como tiene que ser porque son demasiados gusanos los que salen de ahí”, precisó.

La situación de las cloacas tiene más de seis meses


Palacios también tiene la esperanza de que con el Hidrojet se pueda solucionar el problema, pero también reconoce que muy probablemente hay que romper la calle. “Por lo visto hay que cambiar todo el colector, sólo que hasta ahora nos dicen que hay que esperar, que eso está en proceso, que el Hidrojet lo van a traer, pero nada que vienen y nosotros quisiéramos pasar la Navidad sin eso ahí”.

CUATRO AÑOS SIN AGUA POR TUBERÍAS


En otro orden de ideas, este vecino hizo hincapié en la carencia que tiene la comunidad en cuanto al agua potable, ya que desde hace cuatro años no tienen acceso a ella, por lo cual se ven en la obligación de pagar hasta 20$ a un camión cisterna para abastecerse del vital líquido.

Tanque de rebombeo de agua potable lleva cuatro años sin funcionar


“La comunidad cuenta con un tanque de rebombeo, pero hace mucho tiempo que dejó de funcionar y hay mucha gente que no tiene para pagar el cisterna y el recorrido desde la parte baja donde sí hay agua es sumamente difícil, porque de allá para acá es una subida bastante inclinada que con el peso del agua se complica más”, añadió Palacios.


En este sentido, José Silva, uno de los ancianos de la comunidad, contó como era su día a día para poder sobrevivir sin el vital líquido. “Aprovecho el agua de lluvia porque no tengo para estar comprando agua al cisterna y de resto, me tengo que ir a bañar donde una hija que vive en la parte abajo donde sí les llega el agua por tuberías”, relató.

José Silva


Además de estas problemáticas los vecinos insisten en que necesitan que la Alcaldía los atienda, ya que tampoco poseen buen alumbrado público y la cancha deportiva también se encuentra en total abandono, la cual ha sido medianamente recuperada por personas de la misma comunidad.

CHIQUINQUIRÁ RIVERO | elsiglo