Betancourt “Representar a Venezuela me impulsa a seguir trabajando”

70

El béisbol corre por sus venas, sus habilidades para dominar este deporte se han venido desarrollando desde los tres años, gracias a la ayuda de su padre Carlos José Betancourt Flores, sus familiares y un grupo de técnicos que han visto su potencia.

Ángel Betancourt tiene sólo 12 años, de hecho los cumplió estando en Taiwán, durante el Campeonato Mundial U-12, donde el equipo venezolano se colgó la medalla de plata.

El adolescente posee las condiciones de un jardinero natural, según dicen los expertos, tiene muchas similitudes con el japonés Shohei Otani, por esa facilidad que tiene para jugar en los jardines y lanzar con solvencia.

Mata Seca, en el municipio Mario Briceño Iragorry del estado Aragua, lo vio formarse y en el campo de la comunidad, sus logros han sido celebrados por sus familiares, amigos y vecinos del sector, este año estuvo en República Dominicana como integrante de la Selección Pony League de Venezuela y el día jueves llegó al país desde Taiwán donde el combinado nacional logró el Subcampeonato en el Mundial U-12.

“Desde mi participación en República Dominicana, la Federación Venezolana de Béisbol comenzó a evaluar mi talento, y considerarme para formar parte de la selección, para ir al Mundial de Taiwán, donde conformamos más que un equipo, una familia”, añadió el joven.

PURO TRABAJO CADA DÍA

Explicó su padre, que Ángel ha trabajando incansablemente para desarrollar sus habilidades, desde que comenzó a jugar béisbol ha estado enfocado en este deporte, su desarrollo ha sido notable y esto lo han visto los técnicos de cada selección donde ha participado.

“Este año estuvo en República Dominicana con la Pony League, donde lanzó en dos encuentros llevándose la victoria, lamentablemente el equipo no pudo quedar campeón; hoy por hoy es considerado como un pelotero ejemplar por la disciplina que tiene en el campo de juego y esto ha sido algo que le gusta a los dirigentes”, explicó su padre.

Para Ángel, la adrenalina que se vivió en Taiwán fue inmensa, “fuimos llevando juego a juego, confiando en las habilidades de nuestros compañeros, sabíamos que podíamos batear y así lo hicimos, lamentablemente no pudimos quedar campeones, pero este resultado nos impulsa a seguir trabajando con miras en nuevos retos”, explicó el joven pelotero.

Con tan sólo 12 años, Ángel mira en el béisbol su futuro, “sigo trabajando para mejorar mis habilidades, ya que siento que el béisbol es el medio con el que puedo cumplir mis sueños y ese sueño se traduce en una firma para la Major League Baseball, quiero jugar con los Yankees de New York, poder lanzar y poner en el mapa el nombre de Mata Seca”, añadió el lanzador.

Según explicó su padre, el joven había venido alternando los estudios con la práctica de este deporte, pero la suspensión de las actividades escolares por motivo de la pandemia, permitió que el jugador se entregara de lleno a los entrenamientos en los dos últimos años, ayudándolo a mejorar sus habilidades.

“La pandemia nos permitió trabajar para afinar muchas de las habilidades de Ángel, ya que estábamos dedicados por completo a las prácticas, esto se evidenció en los llamados a la selección nacional y en la nueva perspectiva que tenemos para él”, indicó Betancourt Flores.

EL MUNDIAL SE VIVIÓ EN MATA SECA

Sus compañeros de equipo no han dejado de apoyarlo, sus vecinos y amigos siempre han estado pendiente de sus participaciones en este caso y debido a la diferencia horaria en Mata Seca se levantaban a las 2:00 de la mañana para ver los juegos y seguir el desarrollo de toda la selección, “esta actuación ha sido un orgullo, se ha evidenciado los valores que se le han inculcado desde muy pequeño y que hoy podemos ver en él un baluarte del deporte”, apuntó su padre.

El trabajo de este novel jugador no se detiene y ya está enfocado en cumplir su sueño. “Estamos trabajando y vamos bien encaminados con el apoyo del agente Carlos Llanos, quien ha asumido la tutela del joven en cuanto a su desarrollo como pelotero, de cara a su desarrollo profesional”, anunció su padre.

Esta asesoría del agente está enfocada en el mejoramiento del adolescente, con su dieta, los complementos vitamínicos y se está trabajando en un nuevo plan de ejercicios para lograr que cumpla su sueño de llegar al profesional y de allí dar el salto a las Grandes Ligas, según las palabras de su representante.

FIESTA EN MATA SECA

La llegada del joven desde Taiwán, llenó de alegría a una comunidad que ha visto crecer a un joven amante del béisbol, más que una medalla de plata, estos jóvenes obtuvieron respeto para una generación de deportistas venezolanos que han comenzado a cosechar éxitos internacionales y a proyectar su carrera deportiva más allá de nuestras fronteras.

“Contamos con el apoyo del alcalde Brullerby Suárez, quien nos acompañó en la celebración, el equipo de la Alcaldía trajo música, comida y celebramos junto a los vecinos de Mata Seca, este triunfo es de toda la Venezuela deportiva”, recordó Betancourt Flores.

MAURICIO BOLÍVAR | elsiglo