Aprehendido narcomula con casi dos kilos de cocaína y heroína

Efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana, adscritos al Punto de Atención al Ciudadano en el sector Las Dantas, en San Cristóbal, detuvieron a dos individuos incursos en el delito de microtráfico de drogas.

Loading...
La droga estaba oculta en bolsas de Doritos

Los sospechosos trasladaban el alijo de presunta marihuana oculto en bolsas de Doritos ya selladas, como una forma de burlarse de las autoridades policiales de la entidad, se informó a través de una nota de prensa.

Los individuos, cuyos nombres no fueron revelados, se trasladaban en un transporte público marca Chevolet, modelo Impala, de color azul.

Al momento de ser retenidos momentáneamente para su verificación de documentos de identidad e inspección ocular en el automóvil en donde se desplazaban, los hombres se pusieron nerviosos y al preguntarse por el contenido de los supuestos Doritos, entraron en contradicción.

Luego se le pidió que abriera un recipiente plástico para dar constancia de que en verdad se trataba del producto alimenticio y los individuos, hablaron claro manifestando que no había necesidad de hacer ese procedimiento y que llegaran a un acuerdo favorable entre las partes.

Ante esa acción irregular, los militares violentaron la bolsa y se encontraron con restos de marihuana. Siguieron adelante con el procedimiento y el caso quedó en manos del Ministerio Público.

Mientras que en otro procedimiento, los militares apresaron a un narcomula que trasladaba en su estómago 100 dediles de presunta cocaína (un kilo 800 gramos) y 10 de heroína.

La droga provenía de Colombia y sería trasladada posteriormente a Caracas y de allí sería sacada a un país de América Latina.

Los militares se percataron del asunto, cuando el individuo transitaba en un vehículo del cual no se precisaron detalles por el puesto vial e inesperadamente sintió fuertes dolores estomacales.

Como su vida corría peligro, ya que uno de los dediles explotó en su cuerpo, al sospechoso no le quedó otra alternativa que confesarse ante los guardias nacionales que ocultaba droga en su estómago.

Lo trasladaron a un centro asistencial de la zona, en donde le practicaron los estudios correspondientes y se verificó el alijo de droga. A través de un proceso médico, la mula expulsó el contenido químico. El caso quedó en manos del Ministerio Público.

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo

Loading...