Estados Unidos destruye el primer panal de avispón asiático gigante de 2021

En cuestión de horas, el avispón asiático gigante puede destruir los panales de abejas y decapitarlas.

Loading...

Una brigada de especialistas fue convocada por la Universidad de Washington para una misión especial. Tras el avistamiento del primer panal de avispón asiático gigante de este año, se organizaron jornadas de búsqueda para erradicar a la especie invasora. Para evitar la dispersión de los insectos, además de eliminar los panales, el Departamento de Agricultura del Estado de Washington (WSDA) alertó a la población en Estados Unidos de las regiones afectadas.

Una amenaza venida de Asia

La alerta provino de la WSDA el 25 de agosto de 2021, después de que una persona local reportara haber visto ejemplares en el bosque. Además de instar a los residentes y vecinos de Blaine, Washington, se hizo una descripción detallada del avispón asiático gigante. Originalmente de Asia del este y Japón, los Vespa mandarinia son insectos grandes que atacan los nidos y panales de especies nativas. Después de matarlos, uno por uno, se encargan de aprovechar los recursos que encuentran ahí.

Por su tamaño, ponzoña y técnicas de supervivencia, terminan con las abejas de miel en los lugares que atacan. Por esta razón, son una amenaza para la especie, que está en peligro de extinción. Los ejemplares encontrados recientemente llamaron la atención de los científicos de la Universidad de Washington, ya que se les encontró en un estado debilitado, completamente deshidratados.

Generalmente, la especie se reproduce en julio y mueren con el frío. Con respecto a estos hallazgos, el entomólogo estatal Sven Spichiger, aseguró que este avispón asiático gigante fue un remanente de la temporada veraniega. Sin embargo, se registró «el mismo comportamiento que vimos el año pasado: atacando nidos de avispas de papel», explicó en un comunicado de prensa del Departamento de Agricultura del Estado de Washington.

En cuestión de horas

La colmena se descubrió en la frontera con Canadá, en Blaine. En octubre pasado, un suceso similar se presentó en la misma zona de Washington. El problema radica en que la especie está catalogada como ‘invasora’ de América del Norte, ya que deja estragos sobre las especies nativas de abejas, avispones y otros insectos polinizadores a su paso. Por esta razón, se les conoce como ‘avispones asesinos’.

La especie puede atacar y destruir colmenas enteras de abejas en cuestión de horas. En seres humanos, «producen una picadura insoportable», según la cobertura de Smithsonian Magazine. En algunos casos graves, puede resultar en la muerte si hay varias picaduras. Más aún si la persona resulta alérgica a la ponzoña. Al año, sin embargo, sólo se reporta un promedio de entre 30 y 50 decesos con esta causa.

En esta ocasión, el nido de avispón asiático gigante se encontró en la base de un aliso. Se retiró durante la tercer semana de agosto, después de inmovilizar a 113 avispones obreros. En contraste, el año pasado se retiraron 500 ejemplares vivos en diferentes etapas de desarrollo. Para cuando la operación terminó, los investigadores de la Universidad de Washington informaron que la madera del árbol estaba completamente podrida.

elsiglo

Loading...