Poca afluencia de compradores en el casco central de la Ciudad Jardín

El modo inicio de la semana flexible, no motivó a los maracayeros a salir ayer lunes para realizar compras en el centro de la ciudad. Al parecer, y pareciera un pronóstico de los comerciantes, pero todo hace pensar que las personas salen más en días de cuarentena radical.

Loading...
ciudad

Se pudo evidenciar la poca afluencia de compradores por las avenidas Bolívar, Santos Michelena, Miranda y Páez, entre las 9:00 de la mañana y las 11:00 am. Lo que si estuvo a la vista de todos, fue la gran cantidad de camiones y camionetas descargando mercancía, entre lo que destacaban alimentos como arroz, pasta, harina precocida, aceite y granos.


Mercedes Tovar aseguró que pasaba por el centro porque no tenía pasaje para llegar hasta La Romana. "Con qué dinero compra uno. La quincena no se pudo estirar más, llegó hasta el sábado que fui al mercado", indicó.
Tovar afirmó que en la caminata por la avenida Bolívar no se tropezó con muchos semejantes. "Es cerca de las 10:30 de la mañana y esto está solo, vean como está el Bulevar Pérez Almarza, parece un domingo, no hay mucha gente", resaltó.


La muchacha expresó que le parece muy extraño un lunes casi solo el centro, pero enfatizó "por algo será, uno con dinero es muy faramallero y para comprar comida con más razón. Los comerciantes sufren con esta situación, porque ellos también están sobreviviendo como uno", apuntó.


Jean Carlos León tiene su puesto ambulante a una cuadra de la plaza Mariño. Mira su reloj y dice "11:00 de la mañana y el calor aprieta, pero la gente no quiere tomarse un juguito de papelón con limón bien frío. Hoy lunes se aprecia mucha apatía, si ven a las muchachas que están donde aquellos chinos, sólo entrarán y preguntarán, no van a comprar. Fíjense, pasaron casi 50 minutos y ya salieron. Aquella señora con su hija sólo mira las vidrieras de la ropa interior. No van a preguntar, mira, ya se fue. Aquí todo está visto y cronometrado", argumentó el vendedor.

León puntualizó que "la cosa está muy difícil" para salir como antes. "La gente sale a comprar comida cuando hay plata, de lo contrario, viene al centro a pasear, si es que vive cerca. Lamentablemente no es como antes, se hacía mercado, comías en la calle y quedaba para alguna aventura o comprarte ropa. Hoy en día eso es mentira", acotó.

Coincide con aquello de que "la gente sale más en radical que en semana flexible". Parece mentira, recalcó, pero es cierto. No sé si es por la quincena cerca o no sé realmente cuál es el fenómeno, pero eso se está dando".

Marcos Pérez, quien venden perros calientes, está cerca de León y mueve la cabeza con resignación. "El amigo tiene razón, la semana comenzó floja, lunes flexible y poca afluencia de compradores, pero está sucediendo por la misma situación país", añadió

Pérez, quien manifestó que su venta es paulatina, es decir, depende del reloj biológico de las personas. "Cuando comienza a sonar el estómago y la gente se interesa por comer algo rápido viene para acá. Pero si no tienen dinero pasan de largo", acotó.

El perrocalentero asegura que ya se hace común un lunes flojo de ventas por la poca afluencia de personas. "Confiamos que esto pase rápido, lo del Coronavirus, porque realmente nos está afectando. Pero por supuesto, no es solamente el Covid, sino también la situación económica de los venezolanos; esto nos afecta a todos, realmente estamos en modo supervivencia", finalizó el muchacho.

HBRI. | elsiglo

Loading...