Diputado José Gregorio Correa promueve el voto frente a la salida "violenta"

Black and White

El diputado opositor venezolano José Gregorio Correa manifestó este miércoles que la vía para solucionar la crisis política de su país es la electoral y pidió luchar contra el sector antichavista que "cree" en una "salida" violenta y contra la parte del Gobierno que "espanta" el voto.

Loading...

Correa

"Yo creo en el tema del voto. Tienes dos circunstancias: un sector de la oposición que cree que la salida es la violencia y otro sector del Gobierno que se ocupa de aterrorizar, de espantar el voto del electorado. Bueno, contra esas dos cosas hay que luchar", dijo en una entrevista con el canal del Estado VTV.

En ese sentido, instó a los venezolanos a participar en las próximas elecciones regionales y locales que se celebrarán el 21 de noviembre.

"Debemos (...) participar en las elecciones de gobernadores, alcaldes, concejales y diputados a los concejos legislativos regionales, y el año que viene montarnos en el tema del referéndum revocatorio al Presidente", agregó.

El legislador defendió la participación en las elecciones aun cuando reconoció que el Consejo Nacional Electoral (CNE) no es equilibrado, debido a que está integrado por tres rectores afines al chavismo y dos a la oposición.

"¿Que el CNE nunca ha sido equilibrado? No lo es, pero que nosotros tenemos una gran fuerza que es el electorado; porque más del 80 % de este país está molesto, indignado con esta forma de gobernar", sostuvo Correa, quien agregó que la oposición tiene que luchar por conseguir "condiciones" para los comicios.

Entre esas "condiciones" destacó que se debe lograr una "auditoría completa del registro electoral", la eliminación de los toldos del chavismo en lugares cercanos a los centros de votación para entregar cajas de alimentos a cambio del voto, así como la utilización de autobuses del Gobierno para mover al electorado.

Correa forma parte del sector opositor que se separó en diciembre de 2019 de la alianza que encabeza Juan Guaidó, quien es reconocido como líder del antichavismo y presidente interino de Venezuela por parte de varios países que ven a Nicolás Maduro como mandatario ilegítimo tras haber ganado unos comicios tachados de fraude.

Los últimos dos procesos electorales en Venezuela han sido cuestionados por la comunidad internacional y buena parte de la oposición venezolana por considerar que no ha contado con los elementos necesarios para garantizar que sean unos comicios democráticos.

Los principales señalamientos se deben a las inhabilitaciones políticas de opositores conocidos o la intervención ordenada por el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de las directivas de los partidos más grandes adversos al Gobierno.

elsiglo

Loading...