El crudo, Irán y el arrastre de las bolsas

El petróleo en estos momentos es un recurso que está siendo víctima de grandes turbulencias que azotan de manera brusca a la mayoría de los activos de riesgo del mercado internacional, afectando desde criptodivisas hasta acciones de gran valor; la economía mundial se está viendo afectada.

Loading...

El Brent, uno de los estándares petrolíferos del continente europeo, ha presentado una caída de entre el 4% y el 6%, dejando así el costo por barril en 65 dólares. Frente a esta escala bajista podemos encontrar además el comprometedor regreso de Irán al mercado global de crudo ante un acuerdo nuclear entre grandes potencias que se podría estar gestando en estos momentos. 

De ser esto así, el regreso de un gigante petrolero como Irán al mercado global sumaria una gran cantidad de barriles de crudo diarios, estimándose en cientos de miles como indican algunos expertos. El resultado sería una tendencia bajista mucho más prolongada y pronunciada del precio del crudo a nivel mundial.

¿Qué sucede detrás del movimiento del crudo mundial?

El hecho de navegar sobre la marea del mercado petrolero es algo que actualmente resulta muy difícil mientras Asia se encuentra en plena batalla contra el virus y los rumores sobre los acuerdos nucleares con Irán se hacen más fuertes. Importantes firmas como Julius Baer han indicado que una posible restauración de la actividad exportadora de la industria del crudo iraní promueve la visión de los ciclos alcistas mas no estructurales que presenta el petróleo.

Además de esto se puede percibir un gran repunte sobre las actividades de ocio en todo el occidente del planeta, así como una fuerte demanda petrolera que hasta los momentos había oscurecido los reveses eventuales vinculados a ciertos bloqueos en el continente asiático.

Irán de vuelta al juego

Sin embargo, ante estos fenómenos, el petróleo Brent ya registró una primera caída del 4% alcanzando los 65 dólares, y el West Texas registró una caída similar llegando a los 63 dólares. Todo como resultado del mismo fenómeno, el temor de que Irán vuelva al mercado internacional del petróleo con sus cientos de miles de barriles diarios de producción.

El 18 de mayo del 2021, el mercado petrolero internacional presentó una jornada bastante intensa luego de que se alcanzara brevemente un precio de 70 dólares por barril para terminar cayendo en picada ciertas ganancias y culminar el día con una gran cantidad de números rojos. Pero era de esperarse ya que esta dinámica reflejada en los precios demuestra el comportamiento propio de este mercado, la volatilidad frente a eventos internacionales a gran escala.

La demanda de crudo en el occidente del mundo ha presentado un gran aumento ante las recuperaciones económicas, el estímulo financiero y múltiples reaperturas, lo que se ha visto acelerado también por el repunte de las actividades de ocio. Ahora surge otra problemática, la brecha existente entre la oferta y la demanda que está agotando los inventarios petroleros y añade “vientos de cola” a sus precios. 

Además de esto, no solo la exportación iraní estaría regresando, sino también algunas petro naciones menos y el rentable fracking estarían volviendo, ya sea como una manera de eludir algunas sanciones o aliviando sus mercados internos, de una u otra forma esto llenará el vacío.  

El mercado, la demanda y el repunte

Ante todo este panorama se puede concluir que son muchas las fuerzas a las que se enfrentan. Un resurgimiento del virus con las nuevas olas y ciertas restricciones en el mercado asiático que lastran la demanda mundial, la cual Irán ve con buenos ojos para aprovecharlas. Sobre todo ahora que Europa y América del Norte son los mayores demandantes de petróleo, a tal punto de encontrarse en un ciclo completamente alcista.

Así que, mientras China no llegue a experimentar una caída brusca durante la pandemia, sólo se podría esperar una breve desaceleración del crecimiento del consumo petrolero mundial.

Irán hasta los momentos ha mantenido conversaciones progresivas con algunos mercados, lo que aumenta los rumores del regreso de su producción al mercado del crudo. Este regreso, así sea parcial, podría explicar ese breve repunte presentado en el precio del petróleo ya que es bien sabido que, noticias de este calibre presionan inevitablemente al mercado petrolero mundial y su estado de ánimo, prolongándose en algunos caso por días y hasta semanas.

Loading...