Mediaset cae un 5% en Bolsa tras fallo judicial en disputa con Vivendi

Las acciones de Mediaset caen este martes un 5 % en la Bolsa de Milán, después de que un Tribunal de esa ciudad del norte de Italia haya ordenado al grupo francés Vivendi pagar solo 1,7 millones de euros por daños en la disputa que mantienen desde 2016, menos de lo que reclamaba el grupo de la familia Berlusconi.

Loading...
MEDIASET
Un trader al lavoro alla Borsa di Francoforte. REUTERS/Kai Pfaffenbach

A las 13.37 horas locales (11.37 GMT) las acciones se hundían un 5,11 % y se intercambian a 2,338 euros. Las acciones del coloso audiovisual han perdido más de un 12 % en el último mes.

Los inversores penalizan este martes al grupo italiano después de que la Justicia italiana haya rechazado dos de las tres demandas presentadas por Mediaset contra Vivendi, que posee el 28,8 % de su capital, y haya obligado al grupo francés a pagar 1,7 millones de euros en compensación por incumplir algunas obligaciones preliminares cuando se retiró del acuerdo de compra del canal privado Mediaset Premium.

Mediaset había solicitado unos 3.000 millones de euros y había acusado a Vivendi de violar los acuerdos con los accionistas y de competencia desleal, dos consideraciones que el tribunal milanés no ha acogido.

Es el primer veredicto de esta disputa que ambos arrastran desde 2016 y Mediaset ya ha adelantado que apelará la sentencia para aumentar la cuantía de los daños reclamados.

Mediaset negociaba en 2016 la venta a Vivendi de su canal privado Mediaset Premium; pero el grupo francés se acabó retirando del acuerdo y en cambio se hizo con el 28,8 % del capital de Mediaset; un movimiento de la familia Berlusconi consideró hostil y desleal.

Desde entonces ambos están enzarzado en una ardua disputa, que ha llegado a los tribunales y que ha bloqueado incluso el intento de fusión de Mediaset Italia y España; para crear un coloso capaz de competir con plataformas digitales a nivel global.

2016

En septiembre de 2019, Mediaset Italia y España aprobaron su fusión en dos juntas de accionistas; pero la familia Berlusconi impidió a Vivendi participar en la italiana con la totalidad de sus derechos de voto.

Vivendi tiene solo el 9,99 % de los derechos de voto directos y el resto se encuentra en manos de un fideicomiso; por orden de los reguladores italianos; que obligaron en 2017 al grupo francés a cederlos; ya que también tiene casi el 24 % en Telecom Italia y las autoridades italianas argumentaron preocupaciones antimonopolio.

Vivendi pudo participar en la junta italiana de 2019 solo con sus derechos directos; con lo que su voto en contra de la operación no sirvieron en principio para frustrarla.

El grupo galo, no obstante, abrió acciones judiciales en Italia, España y Holanda por esos hechos y de momento la operación está suspendida.

EFE

Loading...