Fallece el monseñor Tulio Chirivella por covid-19

Este domingo, la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) informó el fallecimiento del monseñor Tulio Chirivella, quien fue arzobispo emérito de Barquisimeto, estado Lara, debido a complicaciones de su salud derivas al covid-19.

Loading...
Chirivella

Mediante un comunicado, la CEV expresó que “el Episcopado Venezolano se une en el dolor por el fallecimiento del hermano en el ministerio episcopal, en comunión con la Esperanza cristiana en la promesa de la Resurrección de Nuestro Señor Jesucristo”.

De acuerdo al clero católico venezolano, Chirivella tenía 88 años de edad y murió en la ciudad de Miami, Estados Unidos.

De lo que va del año 2021, el arzobispo emérito de Barquisimeto es la tercera autoridad religiosa venezolana que muere por coronavirus.

El pasado02 de abril, la CEV informó sobre el deceso del monseñor César Ramón Ortega a los 82 años, quien en visa fue obispo emérito de la Diócesis de Barcelona, estado Anzoátegui.

Para el mes de enero, se conoció la muerte del monseñor Cástor Oswaldo Azuaje, obispo del estado Trujillo, tras contagiarse de esta enfermedad.

Trayectoria de Chirivella

El monseñor Chirivella nació el 14 de noviembre de 1932 en Aguirre, estado Carabobo. Para el año 1945, entró al seminario y recibió la ordenación sacerdotal en 1956, a sus 24 años, en la Catedral de Valencia.

El 5 de abril de 1974, el Papa Pablo VI lo designó como el obispo de Margarita; y ese mismo año recibió la ordenación episcopal de parte del cardenal José Humberto Quintero.

Años más tarde, en 1982, el Papa Juan Pablo II lo nombró arzobispo de Barquisimeto. Luego, en 1999 se convirtió en el administrador apostólico de la Arquidiócesis de Maracaibo.

Tras cumplir los 75, su cargo como arzobispo de Barquisimeto fue abandonado por tener la edad canónica para retirarse.

Tulio Chirivella  fue presidente de la CEV entre julio de 1996 hasta julio de 1999, sirviendo como un líder de labores de defensa de los derechos humanos y disponiendo de la Iglesia Católica para ayudar a los más necesitados.

elsiglo

Loading...