El método para convertir los minutos en horas

Tras una semana de intenso trabajo, yendo de aquí para allá todo el día y sintiendo que no llegas a nada, ¿suspiras cuando por fin llega el domingo? Te sientas en el sofá, dispuesta a pasar un día relajado, miras a tu alrededor y… te das cuenta de que la casa está hecha un desastre, que no has colocado el armario… Al final, acabas dedicando todo el tiempo de descanso a limpiar y ordenar. Llega el lunes y empieza de nuevo el mismo círculo vicioso.

Loading...

Leticia Pérez, organizadora profesional, asesora de imagen y personal shopper, ha lanzado su primer libro ‘Ordena tu casa, tu mente y tu vida’, en el que nos enseña su novedoso método de organización que ha probado su efectividad al ayudar a miles de personas a llevar una vida más productiva y a organizarse mejor, además de disminuir el estrés en el que muchas veces estamos inmersos.

De esta manera, la autora muestra todas las claves y las herramientas necesarias para aprender desde a ordenar tu tiempo hasta consejos para crear tu menú semanal y hacer de tu casa la oficina perfecta en tiempos de teletrabajo.

Hay una frase que solemos decir con frecuencia: ‘no tengo tiempo para nada’. ¿Es más estrés que otra cosa lo que tratamos de decir con eso?

Por el cual, esta frase es muy común, yo creo que todos la hemos pronunciado en algún momento de nuestra vida. Realmente todos tenemos el mismo tiempo, 24 horas al día, el problema no es que no tengamos tiempo, el principal problema es que no sabemos gestionarlo bien. No establecemos prioridades. Lo ideal es marcarnos tres objetivos diarios; si únicamente nos marcamos tres objetivos, por supuesto que vamos a tener tiempo. Debemos parar, ser conscientes de nuestras prioridades y establecer unos objetivos reales.

Todos aconsejáis la planificación para que en el día a día nos dé tiempo a hacer el mayor número de cosas. ¿Funciona realmente?

Por supuesto que funciona, pero solo si antes nos hemos marcado unas prioridades concretas. Yo, por ejemplo, sé que de 7 de la mañana a 16 horas tengo que trabajar, comer y hacer mi limpieza diaria exprés. Después, mi prioridad es estar con mis hijos. Teniendo esto claro, y planificando bien las tareas exactas que tengo que hacer durante esas horas de concentración y estableciendo objetivos reales, se puede llegar. En cuanto al tipo de planificador, depende mucho de cada persona. Puede ser en papel o digital, tipo agenda o planificador, semanal o diario. Lo importante es escribirlo ya que al realizar esta acción lo interiorizamos y nos creamos un compromiso por escrito. Es como un contrato, por escrito es mejor.

¿En qué se basa tu método de planificación?

Mi método de organización ‘Ordena tu casa, tu mente y tu vida’ (como se llama mi libro) consiste básicamente en mantener nuestra casa limpia y ordenada de forma fácil y rápida, con el menor esfuerzo posible para tener el máximo tiempo libre posible. En definitiva, mi método consiste en hacernos la vida más fácil.

¿De qué manera nos la facilita?

Consiste en detectar, antes de nada, en qué estado de satisfacción se encuentra cada una de las áreas de nuestra vida. Y a partir de ahí trazar un plan para diseñar nuestra vida desde este momento. Crear unos hábitos y rutinas, ordenar toda nuestra casa para que solo tengamos que mantenerla gracias a un sistema de planificación de limpieza de forma consciente, y sobre todo para evitar darnos maratones de limpieza. Ganamos espacio, dinero, paz mental y sobre todo tiempo para disfrutar de las cosas que realmente merecen la pena y nos hacen felices.

‘Ordena tu casa, tu mente y tu vida’

¿Cómo podemos agobiarnos menos cuando sentimos que no nos cunden las horas?

Aprovechando los tiempos muertos, por ejemplo, si para ir a trabajar tenemos que coger el coche o el metro y llevamos tiempo queriendo leer un libro o hacer un curso y siempre decimos que no tenemos tiempo para ello, utiliza el tiempo muerto del trayecto al trabajo para leer o formarte.

Marcarnos metas es una opción muy buena para no agobiarnos. Con mi agenda doméstica se podrán planificar todas las tareas de nuestra vida de forma bien organizada y con sentido. Ganaremos tiempo y salud ya que el simple hecho de tener las tareas anotadas nos hace vivir mucho más tranquilos, nos da paz y nos genera sensación de seguridad.

EFE

Loading...