Consideran "crítica" situación del transporte por falta de combustible

Dos panoramas se pudieron apreciar del transporte urbano en Maracay; uno, la poca afluencia de unidades por las principales vías de acceso de la Ciudad Jardín y jurisdicciones cercanas. El otro, las camionetas aparcadas en los alrededores de las distintas estaciones de servicio, esperando sean abastecidas del diesel.

Loading...
Pocas unidades de transporte urbano por la avenida Bolívar de Maracay

Mientras sucedían ambas circunstancias, los pasajeros padecen los rigores del asunto, tomando alternativas para poder trasladarse de un lugar a otro, como esperar una camioneta para embarcarse donde "todos entran", pagar un servicio privado, tener fe de un aventón o ir por sus propios medios, en bicicleta o caminando.

La situación del transporte urbano en Maracay cada día es más difícil, señalaron los usuarios, quienes no dejan de referirse al respecto, encontrándose en las paradas o incluso dentro de los unidades.

Quienes se benefician del servicio, que pagan hasta el último centavo para no tener inconvenientes, aseguran que estiman pocas probabilidades "que esto mejore", considerando que las partes involucradas no desean acordar en bien del pueblo.

Angie Ramos, habitante de El Limón, pide a las autoridades nacionales, regionales y municipales, así como a los transportistas que se aboquen a buscar soluciones al respecto. La joven, quien abordaba una unidad en el terminal de Maracay, indicó que con el paso de los días el tema del transporte ha sido recurrente, precisando que es un tema de opinión pública. "Casi no se ven camionetas, se habla que no hay gasolina ni gasoil, las paradas están abarrotadas en especial en horas de la tarde-noche y se ven muchas personas caminando. En mi caso, he tenido que caminar mucho por esta situación; es crítica y nos afecta a todos. Es necesario que solventen todo lo que está pasando con el combustible porque eso nos beneficia a todos", recalcó la muchacha.

Para Javier Liendo lo que está ocurriendo con las camionetas de pasajeros, es grave. "Aquí son varias cosas que están pasando, por una parte los camioneteros argumentan que no hay gasoil y por ello dicen no salir a trabajar, y por otro, que con la falta de combustible tienen que comprarla más cara y por ello quieren aumentar el pasaje todos los días", acotó.

Dijo Liendo que como él hay muchas personas que están pasando problemas por todo lo que se está viviendo. "Fíjese, en mi trabajo me han amonestado verbalmente por llegar tarde y no es porque sea impuntual, sino cómo hago para llegar a tiempo, sino no tengo como irme. Estoy esperando el autobús aquí en el terminal y tengo más de una hora. Eso se tiene que entender en todos los ámbitos, porque las autoridades se meten en sus oficinas y permanecen en esos sitios y hacen poco por nosotros, el pueblo. Es crítico lo que está ocurriendo", afirmó.

Maribel Betancourt, al ser consultada sobre lo que considera del transporte urbano en Maracay, aseguró que no sólo afecta a los habitantes de una sola ciudad, sino que es una situación que se registra en todo el país. Añadió que esto se pudiera solucionar si hay coordinación con el gobernador, el alcalde del municipio y los transportistas. "Es crítica la situación, porque lo que está pasando es falta de gobierno, sencillamente eso", subrayó la dama.

El transportista Daniel Álvarez de la línea Unión Hospital, indicó que la carencia de unidades para prestar el servicio debido, responde a lo que viene ocurriendo por la falta de combustible. "Todo lo que está pasando es contradictorio. Hace algunas semanas no había gasolina y si gasoil, pero desde hace varios días es todo lo contrario, observamos a las estaciones surtiendo gasolina y todos ven como las colas son de las camionetas esperando el gasoil. El Gobierno tiene que tomar cartas en el asunto, porque no sólo afecta a la ciudadanía, sino también a todos los transportistas", manifestó.

Álvarez considera que actualmente en Maracay el 5% de las líneas tienen operativas sus unidades. "Esto está muy crítico. Somos nosotros los señalados por lo que está ocurriendo, pero la realidad es que no podemos activar toda nuestra capacidad, porque verdaderamente no tenemos combustible para hacerlo", resaltó el transportista.

Henry Pimentel, transportista de la línea La Coromoto, fue enfático al señalar que la situación del transporte "ronda ya en lo crítico", exponiendo que el abastecimiento que ha llegado a la región es muy poco y que sin duda alguna afecta directamente a la ciudadanía en general.

"La capacidad de traslado de nuestros usuarios ha mermado en un 85%, cifra que es bastante para nuestro pueblo. La mayoría de los choferes y avances prácticamente están en inanición, porque tienen más de ocho días sin trabajar, sin llevar sustento a sus familias por todo esto que está pasando", destacó.

Pimentel puntualizó que no hay pronunciamiento de ninguna organización, llámense gremiales o gubernamentales. "Sencillamente se dice que no hay diesel, no hay respuesta concreta de lo que se está viviendo", apuntó.

UNIFICAR CRITERIOS

Los transportistas del municipio Girardot, que conocieron de la acción de protesta de los "camioneros", quienes interrumpieron en la mañana del pasado viernes la Autopista Regional del Centro, a la altura de la estación de servicio Valle Verde, sentido Caracas, han señalado que es necesario tomar medidas en aras de buscar soluciones a todo lo que está ocurriendo, pero es imprescindible que estén presentes todos los sectores.

"Es importante que todos estén presentes, separados no hacemos nada, tenemos que unificar criterios, no podemos estar unos por un lado y los otros regados. No criticamos la acción de los camioneros, por el contrario, los felicitamos, pero sí vamos a presionar para buscar salidas a toda esta situación, tenemos que estar todos juntos", han manifestado los transportistas urbanos de Maracay.

HB.-| elsiglo

Loading...