Enfermeras del Ambulatorio Padre Lazo protestaron en La Victoria

Este lunes, parte del personal de salud adscrito al Ambulatorio Padre Lazo en la ciudad de La Victoria, municipio Ribas, manifestaron de manera pacífica para llamar la atención de las autoridades en cuanto a sus peticiones de salarios dignos y dotación de equipos de bioseguridad para enfrentar el Covid-19.

Loading...

Y es que en una nueva acción de calle llevada a cabo por el personal de enfermería, pero esta vez en el municipio más grande del eje Este del estado Aragua, se pusieron sobre la mesa los motivos de sus reclamos, los cuales van desde bajos salarios, hasta la falta de equipos de bioseguridad e instalaciones en decadencia.

En este sentido, los protestantes acusaron al Ejecutivo Nacional de "conservar salarios esclavizantes", a la vez que señalaron que las labores las estaban realizando por mera vocación, ya que deben trabajar como dice el refrán popular "con las uñas".

Con respecto al tema, la licenciada Dorka González, representante del Colegio de Profesionales de la Enfermería en el eje Este de Aragua, manifestó, "hoy estamos llevando a cabo esta manifestación pacífica, en este Ambulatorio de Ribas, donde está presente el personal que labora aquí, exigiendo sobre todo que se nos equipe la institución con insumos médicos, para que nuestros enfermeros y enfermeras laboren como es debido, con condiciones laborales ajustadas a lo que realmente merecemos, para dar la atención necesaria a los pacientes. Asimismo, nos unimos a la voz nacional de pedir sueldos dignos, basados en el artículo 91 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, donde se ajuste lo que ganamos al costo de la canasta básica, porque para nadie es un secreto que hoy en día los profesionales de la salud no nos alcanza lo que nos pagan ni siquiera para pagar un pasaje y pare de contar todas las necesidades".

Del mismo modo, Angélica Chaparro, enfermera del Padre Lazo agregó: "Hemos decidido hacer esto hoy en las afueras de nuestra institución solicitando y haciendo las exigencias de un salario digno que nos alcance, que esté basado en nuestras necesidades principales y la cesta básica y no en este salario que no nos alcanza para nada. Al igual, solicitamos la dotación en insumos a nuestra institución, equipamiento de herramientas de bioseguridad y la pronta recuperación de la infraestructura de este nosocomio donde laboramos, para poder brindarle así a la comunidad la atención de salud que se merecen, donde debe ser efectiva y oportuna".

Por su parte, Carmen Silva, perteneciente al Sindicato de Empleados Públicos dijo: "Estamos aquí no solamente el gremio de enfermeras, también los empleados que aquí trabajan, por las fallas que se están presentando, al igual que el Hospital José María Benítez, donde trabajo y tenemos peor la situación, ya que contamos con un ascensor que no funciona, lo que ocasiona que debamos transportar a los pacientes por toda la calle para poder subirlos. Igualmente, tenemos las carencias del salario.

Los trabajadores estamos viniendo porque nos gusta nuestra profesión, porque también somos maltratados por los jefes que están allí. Es una situación que hemos hablado y no hemos conseguido solución o respuesta. Entonces, no tenemos pasajes, ni comida y además somos maltratados".

En resumidas cuentas, las enfermeras hicieron un llamado a los entes competentes a tomar cartas en el asunto y así llegar a una solución, ya que no sólo se beneficiarían ellos como personal de salud, sino los pacientes por el buen servicio que estarían recibiendo.

"De no ser escuchadas nuestras exigencias, seguiremos con nuestras acciones de calle", puntualizaron al unísono las enfermeras, con pancartas en mano.

AUTORIDADES PRESENTES

Al sitio se presentaron funcionarios de la municipalidad en acompañamiento al director del centro de salud, quienes igualmente de manera pacífica procedieron a conversar con los protestantes de manera de buscar soluciones, las cuales se pusieron en "el tapete", mediante una reunión realizada en el auditórium del Padre Lazo.

DANIEL MELLADO | elsiglo

Loading...