"Mi hijo me acompañó a los eventos musicales en Aragua"

El homicidio cometido en perjuicio de Orlando Anthony Abreu Suárez, de 26 años de edad, quien se marchó del país buscando mejores alternativas de como superarse económicamente y así poder ayudar a sus seres queridos, estremeció a la comunidad venezolana y América Latina.

Loading...
En su un hogar hicieron un rincón con fotos para recordarlo

Abreu Suárez egresó de abogado en la Universidad Bicentenaria de Aragua, quien venciendo obstáculos ante la vida y mirando el futuro como defender los ideales de los grandes hombres, logró cristalizar su sueño gracias al apoyo de sus seres queridos, quienes en ningún momento lo abandonaron.
El joven era el menor de los hijos varones del matrimonio Abreu Suárez, quien dejó una profunda tristeza entre familiares, vecinos y amigos que lo vieron crecer y convertirse en un hombre de bien.

Orlando Abreu, padre

Para quienes lo conocimos la impotencia y la rabia fue el primer sentimiento que afloró al difundirse la noticia a través de las redes sociales, la cual se hizo viral en cuestión de minutos.

Orlandito como cariñosamente era conocido por sus seres queridos, fue el fiel compañero de su padre, el cantante de música criolla Orlando Abreu, autor y compositor de la famosa canción de Caracas a Magdaleno.

CRECIÓ ENTRE CANTANTES

Al conversar con Orlando padre, comentó, en medio de su tristeza y profundo vacío en su alma, que desde muy pequeño su hijo Orlando lo acompañaba a las presentaciones y conciertos.

"Mi hijo siempre fue mi gran compañero y mientras más nos adentrábamos en este mundo de la música venezolana, él la fue amando cada día más. Tuve el privilegio de compartir tarima con Jorge Guerrero, Luis Silva, Reina Lucero, Scarlet Linares, entre otros cantantes que mi hijo fue admirando mientras crecía".

En muchos municipios mi música era conocida especialmente en Santa Cruz de Aragua, donde siempre asistí a las famosas ferias en honor a su patrona, la Virgen de Montserrat, donde también mi hijo se ganó el cariño de las personas, por ser un muchacho respetuoso y amante de las buenas costumbres, que fue la educación que recibió en casa, expresó Abreu.

ORLANDITO Y TIO SIMÓN

Con un brillo en los ojos y una sonrisa tenue que se le dibujaba en el rostro mientras recordaba la vida de su hijo, Orlando Abreu, suspiró un poco, diciendo que en varias oportunidades Orlandito me acompañó a Sábado Sensacional a grabar algunas presentaciones, también estuve varias veces en el programa Al Mediodía con Tío Simón, donde Orlandito tuvo varias participaciones.

"Recuerdo ese comercial que hacía nuestro ilustre Simón Díaz en que le entregaba a un niño una arepa en la cocina de Tío Simón, uno de los niños era mi hijo Orlandito", comentó.

SIEMPRE FUE TRABAJADOR Y HONESTO

Otro de los de los recuerdos que vinieron a la mente de Abreu, fue como su hijo lo ayudaba a él y a su esposa en el negocio familiar que con mucho esfuerzo levantaron para criar y darles educación a sus hijos.

"Él siempre estaba dispuesto a ayudar a cumplir con sus obligaciones en la escuela, en la casa y siempre tenía tiempo para ayudarnos en el negocio, tuvo sus momentos de rebeldía como todo muchacho, pero nunca dio dolores de cabeza, ninguno de mis hijos afortunadamente. Doy Gracias por eso".

DESPEDIDA A DISTANCIA

Para la familia Abreu fue difícil asimilar la noticia y despedirse de su hijo desde la distancia a Orlando hijo. "Entre familiares, vecinos y amigos le organizamos sus 9 rezos, para que su alma y espíritu descanse en la Paz del Señor. Esta fue una situación bien difícil, porque ningún padre está preparado para enterrar a su hijo y eso me rompió el corazón en mil pedazos y más teniéndolo tan lejos, tenía tres años que no lo veía".

Al mismo tiempo comentó que en su honor hicieron un altar con un pendón con muchas fotos familiares y amigos, así como algunas pertenencias que él había dejado en su casa.

"Perder un hijo es un dolor que no puedo describir, la noticia de la partida de Orlandito nos dejó desvastados, a mi que soy su padre y a su madre", expresó Abreu.

SIN RENCORES

Finalmente, Abreu dijo que en su corazón no hay rencor en contra de nadie, simplemente aceptará la voluntad de Dios y el amor por su hijo permanecerá intacto para todas las personas que lo conocieron.

"Está con Dios en un lugar muy especial, mi hijo era amigo de todos, siempre estuvo dispuesto ayudar al más necesitado, los detalles de como ocurrieron los hechos no necesito saberlo, yo siempre lo voy a recordar como él fue, alegre, soñador, emprendedor, buen hermano, pero sobre todo buen hijo", afirmó.

De igual forma agradeció a todas las personas incluyendo a las del mundo del espectáculo, quienes se tomaron un momento para hacerle llegar un mensaje de apoyo, así como aquellos que a través de sus redes sociales recordaron con cariño y afecto a su hijo.

SE GANÓ EL CARIÑO DE TODOS

A través de las redes sociales, se expresaron mensajes muy conmovedores que impactaron en los corazones de todos y el joven Orlando, en cuestión de pocas horas, se ganó la admiración y el reconocimiento de que los venezolanos estamos dispuestos a echarle pichón por la vida y no dejarnos amilanar en medio de las circunstancias.

Se convirtió en el gran héroe de muchas generaciones y ejemplo a seguir que en la lucha y la constancia se logran los objetivos.

Hoy ese ilustre venezolano ya no está con nosotros, pero será recordado por siempre como un muchacho de sueños y proyectos. Ese joven que una vez se marchó del país buscando nuevos horizontes, perdió la vida en circunstancias muy adversas de la vida. Paz a su alma...

IRIOS MÉNDEZ | elsiglo
fotos | JOEL ZAPATA

Loading...