Comerciantes del eje Este piden más flexibilización

Tanto en el eje Este del estado Aragua, como en toda Venezuela, hoy se inició la otra semana de radicalización, siguiendo el cronograma 7+7, puesto en marcha por el Ejecutivo nacional, lo que representó que los comercios priorizados abrieran sus puertas, según lo establecido.

Loading...

Sin embargo, comerciantes de algunos locales que no están autorizados por los protocolos decidieron trabajar a media máquina o simplemente a puerta cerrada, a consecuencia de las bajas ventas que han tenido últimamente.

Con respecto al tema, Carlos Martínez, encargado de un puesto de ropa en la avenida Francisco de Loreto de La Victoria, dijo: "Sé muy bien que hay que seguir los protocolos de prevención, por eso hemos decidido trabajar sólo los dueños y encargados, siguiendo las medidas y atendiendo sólo uno o dos clientes dentro del local, ya que es la única manera de solventar la poca demanda que hemos registrado en la semana de flexibilización".

Del mismo modo, Yuraima Lozada, de una tienda en el centro de El Consejo agregó: "De verdad no es cuestión de que queremos quebrantar las medidas, por el contrario estamos 100% de acuerdo con aplicarlas, es más, en mi caso estoy trabajando por citas y a puerta cerrada. Lo que necesitamos es producir. Para nadie es un secreto que aquí vivimos del día a día y si no trabajamos no comemos".

En este sentido, los comerciantes coincidieron que necesitan, si bien no que quiten la medida, sino que se implemente un mejor horario de flexibilización, que los ayude a comenzar un mejor año, ya que según ellos el coronavirus es una realidad con la que todos deben aprender a vivir.

"Yo pienso que deben flexibilizar más, porque nos estamos quedando en la calle todos los comerciantes. Es mejor que todos nos comprometamos a hacer cumplir las normas, por lo menos dentro de los locales. Desde allí es que podemos seguir creando cultura, aunque eso ya es de cada quien. Todavía no hay una cura, la vacuna dicen que sirve, otros que no y mientras tanto todos muriendo de hambre por no poder trabajar", dijo Yesenia Tovar, quien labora en San Mateo.

Por su parte, Rosa Pérez agregó: "Es ilógico lo de la semana de flexibilización o radicalización, porque si te pones a ver y usas la cabeza, es una pandemia, es decir, está presente todos los días, no hay motivo para esconderse una semana y la otra no. El deber es que se creen mejores planes para fortalecer la prevención sin paralizar las actividades. Debemos recordar que no vivimos en un país desarrollado, donde hay como sobrevivir desde casa".

En resumidas cuentas, los trabajadores de comercios hacen un llamado a las autoridades a tomar en cuenta sus acotaciones, para que de esa forma se puedan crear alternativas que les funcionen tanto a ellos, como a la colectividad en general.

DANIEL MELLADO | elsiglo

Loading...