Hoy se celebran 89 años del Día del Maestro

Hoy, 15 de enero, Venezuela celebra el Día del Maestro, una fecha en la que se elogia la importante labor de los profesionales, educadores y pedagogos del país y que se aprovecha para recordar a grandes profesores como Andrés Bello y Luis Beltrán Prieto Figueroa, entre otros.

Loading...
Maestras celebran su día trabajando

 

El origen de este día se remonta al 15 de enero de 1932 cuando se fundó en Caracas la Sociedad de Maestros de Instrucción Primaria, con la finalidad de luchar por la dignificación y derechos de los educadores. Trece años después de ese primer encuentro el presidente Medina Angarita decretó el 15 de enero como Día del Maestro.

RECONOCIMIENTO Y VALORACIÓN

Después de 89 años los maestros todavía estamos buscando que ese hermoso trabajo sea valorado como tal. Estamos luchando por nuestros derechos y que nuestra labor de enseñar sea mejor remunerada, afirmó el profesor Carlos Villegas.

Destacó que la docencia es noble y enriquecedora para quien decide ser maestro por vocación y ama su profesión, pero quien no lo hace por vocación puede llegar a ser molesto o porque es la última salida que tiene y va a devengar un sueldo más o menos seguro.

"Ser maestro significa un trabajo hermoso, paciente y firme; ser astuto, sutil, fuerte, resistente y perseverante. Y por encima de todo significa saber amar y comprender claramente la influencia que puede proyectarse sobre los niños".

Pero además - aseveró Villegas- que ser maestro es transmitir no sólo conocimientos, es dar amor, cariño, apoyo, orientación en el momento que lo necesiten los niños.

"Los maestros somos madres y padres, doctores y doctoras, psicólogos y psicólogas, enfermeras, pero sobre todas las cosas tenemos la misión más importante de enseñar al hombre del mañana".

De igual forma tenemos la gran responsabilidad de educar con amor para la vida, formar individuos responsables, solidarios, respetuosos, que quieran a su país, su pueblo, su escuela, su familia, su comunidad, transmitimos lo que sentimos a nuestros niños, si somos alegres transmitimos alegría.

ENSEÑAR ES UN DON CON EL QUE NACEMOS

 Día del Maestro
Respeto y amor hacia los estudiantes

Para la profesora Leidy Machado, directora del Simoncito "Simón Bolívar", quien tiene más de 15 años al servicio de la educación en el estado Aragua, es graduada en Educación Inicial, nos comentó que el arte de enseñar y promover las herramientas para el conocimiento es un don que pocas personas logran desarrollar con mística.

"La motivación más grande que tengo es enseñar a los niños y niñas las letras, números, vocales, darle esa iniciación que se necesita en la parte educativa. Además de los valores que todo ser humano debe tener que es la que se aprende en casa".

Aunque el año escolar pasado y el que se inició fue atípico, también nos dejó una enseñanza como maestros. "Las adversidades que nos tocaron vivir, demostramos que desde cualquier trinchera sin importar la distancia podemos impartir la educación; además en esta oportunidad lo hicimos en compañía de los padres, quienes compartieron unas responsabilidades con los maestros. Para todos mis colegas felicitaciones en este día tan especial".

LA EDUCACIÓN SE VOLVIÓ DEFICIENTE

Para el profesor Henry Medina, graduado en la especialidad de Ciencias Sociales hace 42 años, la educación se volvió deficiente en todos los aspectos.

"Tenemos más de 20 años luchando con un sistema que no nos permite avanzar, que nos ha dejado las aulas de clases vacías de alumnos y de profesores. La deserción escolar ha sido impresionante, pero sin duda alguna es la falta de profesores quien erradamente han sido sustituidos por el sistema por poca personas calificadas, convirtiéndose de esta manera en educación deficiente en conocimiento y valores".

Resaltó que la calidad de vida del maestro ha desmejorado considerablemente. "Anteriormente el sueldo que ganábamos nos alcanzaba para todo, comida, vacaciones, ropa y zapatos para toda la familia. Podías cambiar de carro, comprar una nevera, un televisor, hoy en día no ganamos ni 1.5 de dólar, sin beneficios, una calidad de vida muy mala".

Aunque la idea del 15 de enero es de celebrar nuestro día como maestros y educadores, la situación país nos obliga a pensar si realmente un día como hoy debemos salir a la calle a celebrar o a reclamar nuestros derechos, expresó el profesor.

ESTUDIÉ EDUCACIÓN POR VOCACIÓN

Por su parte, Lismar Granadillo, quien se desempeña como docente de Educación Inicial en el "Simoncito Simón Bolívar", dijo que estudió la carrera por vocación.

"Desde muy pequeña me gustaba jugar que era maestra y siempre decía que cuando estuviera grande enseñaría a los niños a leer, dibujar y escribir y gracias a Dios pude lograr este sueño, me gusta lo que hago y no cambiaría mi profesión por nada del mundo".

Mencionó que dentro de sus técnicas usa mucho los juegos para enseñar los números y las letras. "Por ejemplo la papa caliente y la memoria son los juegos que más implemento para los números y los colores, mientras que para las letras y partes del cuerpo las canciones son más efectivas para los pequeños de la casa".

Hoy es un día que todos debemos celebrar a pesar de las adversidades, esta profesión me ha dado buenos momentos y eso es lo que pienso mantener vivos, para seguir enseñando a mis alumnos, terminó diciendo la maestra.

SE PERDIERON LOS VALORES

A juicio de la profesora Maribel Bernal, quien se graduó en la especialidad de Biología, señalo que los valores como el respeto hacia a las demás personas se perdió.

"Con esto me refiero que hoy en día los pocos alumnos que quedaron en las aulas, no respetan a sus profesores. Yo recuerdo que anteriormente cuando un maestro hablaba y daba un consejo, era como si fueran nuestros padres, pero hoy todo eso quedó en el olvido".

Indicó que con 29 años en el ejercicio y a pesar de la manera en la que se está llevando la educación, no dejaría de ejercerla. "Mi concepto de esa relación entre alumnos y maestro, es la misma que tengo de familia; ya que en las aulas de clases pasábamos al menos 5 horas, cinco días a la semana y por eso mis estudiantes eran como mis hijos. Hoy en día cada quien anda por su lado y con esto de las clases a distancia se acentúa".

Este día para mi no es para conmemorar, si no para reflexionar acerca de lo que estamos haciendo y en lo que hemos convertido nuestra profesión, espero que las cosas cambien para mejor, acotó la maestra.

EDUCAR ES ABRIRLES LOS OJOS AL MUNDO A LOS ESTUDIANTES

 Día del Maestro
Dedicación y vocación para enseñar

Para la maestra de Educación Inicial, Adis Gil, enseñar sus conocimientos es la manera que sus estudiantes abran los ojos al mundo.

"Me gusta mi profesión porque puedo ver como los niños descubren el mundo que los rodea y maravillarse con eso, he tenido la oportunidad de dar clases en varias etapas, pero en la Educación Inicial como maestra yo inspiré esos conocimientos con motivación, invitándolos a observar, explorar, a descubrir".

Mencionó que en sus andares ha sido la primera maestra de muchos niños, lo que la ha llenado de muchas satisfacciones.

"De igual forma me llena de orgullo cuando voy por la calle y me grita "mae", y veo a uno de mis pequeñitos alegrarse de verme y eso me llena de gratitud hacia Dios por darme la oportunidad de ejercer esta hermosa profesión".

HOY NO ES DÍA PARA CELEBRAR SI NO PARA CONMEMORAR

Finalmente, para Manuel Mota, quien tiene 37 años en la docencia, aseguró que un día como hoy no tienen nada que celebrar. "Los acontecimientos hablan por si solos y esta etapa de mi carrera y con tantas adversidades que me ha tocado enfrentar que va desde una deserción escolar hasta un sueldo que no nos alcanza ni para un paquete de harina de maíz, es un día para conmemorar, porque las celebraciones quedaron en el olvido".

Agregó que cuando decidió ser profesor lo hizo por vocación. "Estar en las aulas era mi vida, disfruto de compartir mis conocimientos, quisiera volver a la Venezuela de antes donde el dinero rendía y todos éramos felices con lo poco que se ganaba y trabajando en lo que nos gusta".

UN 2020 LLENO DE PROTESTAS

De igual forma, los maestros aragüeños indicaron que el 2020 fue año de protesta por parte del gremio, debido a la falta de condiciones laborales para una educación a distancia y los riesgos de una vuelta a las aulas sin las medidas de protección adecuadas, motivaron a una nueva ola de protestas a nivel nacional.

"No han entendido que no se puede seguir jugando con el proceso de aprendizaje de nuestros jóvenes", indicó Rosa Sánchez,Explicó que los maestros van hacer una campaña de concientización "para que más nadie se preste a esa mentira de educación a distancia".

Es de mencionar que durante las protestas que se registraron de manera simultánea en todo el país a pesar de la pandemia, los maestros también reclamaron condiciones laborales dignas.

Una de las exigencias que más se repetía en las pancartas de los manifestantes era la de "salarios dignos".

Laura Gómez calificó la situación como de "desamparo". Explicó que tiene que vender plátanos para poder llegar a final de mes.

"Tengo colegas, maestros, que están comiendo de la basura. Hay docentes que los botaron de su alquiler y están viviendo en algunas escuelas. Eso da pena. Es una tragedia grande a la que nosotros hemos llegado", indicó la profesional.

Para el día de hoy los docentes tienen previs

to concentrarse a partir de las 10:00 de la mañana con pancarta en mano, para seguir exigiendo sus mejoras salariales, así como beneficios.

IRIOS MÉNDEZ | elsiglo
fotos | JOEL ZAPATA

Loading...