Ribenses tuvieron que caminar por falta de transporte público

Ciudadanos del municipio Ribas denunciaron la mañana de este sábado el mal funcionamiento del medio de transporte público en la entidad. Aseguraron que sólo un 10%o 15% de las unidades, fueron las que laboraron, lo que los obligó a permanecer en las paradas por más de 30 minutos.

Loading...

 

Los pasajeros deben esperar más de veinte minutos para abordar una unidad

En este sentido, quienes se consideran afectados, calificaron como una falta de respeto el panorama que están viviendo, ya que este es un servicio necesario, el cual incrementa su costo casi que mensualmente y que no lo está justificando como debería, con un servicio de calidad.

Asimismo, aseveraron tener conocimiento de que estaban en medio de una cuarentena radical, sin embargo argumentaron, que en la actualidad no hay manera de salir un solo día por las compras, ya que el dinero no les alcanza, por lo que se ven en la obligación de salir de sus casas diariamente, pero el transporte no los ayuda, por la falta de autoridad de la municipalidad.

“Los medios de transporte público en el municipio de verdad que son de lo último, trabajan como les da la gana y los fines de semana brillan por su ausencia, esto ante la mirada de los entes competentes, quienes se hacen de la vista gorda con este gremio, no sé si es que le guardan un gran secreto o como es la cuestión, porque nunca toman medidas duras contra ellos, nosotros el pueblo somos los que padecemos y ya no sólo debemos caminar a buscar agua y leña, sino a comprar el poquito de comida”, exclamó Carlos Martínez, quien ya llevaba media hora en la parada de La Mora II.

La señora Carolina Pérez desde la parada del Piccolo agregó: “Hoy de verdad que el servicio está peor que nunca, ya llevo como veinte minutos aquí y no pasa nada de camionetas, me toca irme caminando, porque si no, no llegó a mi trabajo. Los transportistas de verdad son unos abusadores, juegan con los ciudadanos y sus necesidades, porque está bien, sino surtieran de combustible, pero aquí en el municipio lo hacen a diario y tienen una bomba sólo para ellos. No sé qué es lo que pasa necesitamos ayuda de verdad, pero de la Gobernación, porque la Alcaldía no hace nada”.

Por su parte, Carlos Véliz dijo: “Me tuve que montar en una unidad de El Consejo, porque en La Victoria no hay, pagué más, pero es la única forma de aliviarme todas las colas que hice para poder comprar alguito de comida barata. De verdad es necesario que en Ribas se ponga mano dura con los transportistas que hacen lo que les da la gana, tienen todo y siguen quejándose, lo que les importa es salir adelante ellos, ahí está, llenan siempre los tanques y dan dos vueltas, sacan la gasolina, la revenden y van al siguiente día a surtir, un negocio redondo, mientras nosotros pasamos trabajo y no obstante suben el pasaje”.

Para finalizar, los pasajeros de esta parte del eje Este hacen un llamado a la Gobernación y al Ministerio de Transporte, a que se acerquen al municipio Ribas y comprueben todas las penurias que deben pasar para poder realizar sus tareas diarias y aunado a eso verifiquen el funcionamiento de las unidades con respecto al combustible.

DANIEL MELLADO | elsiglo

Loading...