En China detienen a una periodista por “poner en peligro seguridad nacional”

Las autoridades chinas detuvieron a la periodista china Haze Fan, que trabaja para el medio estadounidense Bloomberg News en Pekín, por presuntamente “poner en peligro la seguridad nacional”, informó este viernes la publicación en su página web.

Loading...
China con
Foto: Referencial

Según Bloomberg, Fan estuvo por última vez en contacto con su oficina pequinesa en la mañana del pasado lunes, y poco después habría sido custodiada desde su apartamento por “agentes de seguridad vestidos de civil”.

En los últimos cuatro días, el medio estadounidense ha tratado de obtener información del paradero de Fan a través del Gobierno chino y de la Embajada china en Washington hasta recibir ayer, jueves, la confirmación de que “está detenida bajo la sospecha de participar en actividades que ponen en peligro la seguridad nacional”.

Leer más: Avanza ley del aborto en Argentina

“Estamos muy preocupados por ella y hemos estado hablando activamente con las autoridades chinas para comprender mejor la situación. Seguimos haciendo todo lo posible para apoyarla mientras buscamos más información”, aseguró hoy un portavoz de Bloomberg.

Fan, ciudadana china especializada en información económica, comenzó a trabajar para Bloomberg en 2017 y anteriormente hizo lo propio en medios como CNBC, CBS News, Al Jazeera y Reuters.

Los ciudadanos chinos solo pueden trabajar como asistentes para los medios extranjeros destacados en China, incide la publicación.

“Fan ha sido detenida por la Oficina de Seguridad Nacional de Pekín bajo la sospecha de participar en actividades delictivas que ponen en peligro la seguridad nacional. El caso se encuentra actualmente bajo investigación. Se han garantizado plenamente sus derechos legítimos y se ha notificado a su familia”, dijeron por su parte las autoridades chinas, de acuerdo con Bloomberg.

17 PERIODISTAS EXTRANJEROS EXPULSADOS

En la primera mitad de 2020, China ha expulsado a 17 periodistas extranjeros, mientras que al menos otra docena ha recibido penalizaciones de distinto tipo, como acreditaciones de un mes en vez de la estándar de un año.

Esto se suma a un creciente “ambiente de animadversión hacia la prensa extranjera”, según el último informe de condiciones laborales del Club de Corresponsales Extranjeros de China (FCCC, por sus siglas en inglés).

A esto habría que sumar “advertencias en los recientes meses a empleados chinos que trabajan en medios occidentales”, según denuncia hoy el también estadounidense The Washington Post.

Loading...