Falleció por quemaduras prospecto del béisbol infantil

Un muchacho de 12 años que permaneció recluido en el servicio especial para quemados en el Hospital Central de Maracay, falleció este miércoles a las 10:00 de la noche, informaron sus familiares que comparecieron este jueves a la Morgue de Caña de Azúcar.

Loading...

Se trata de Sebastián Alejandro Peña Montoya, de 12 años, quien cursaba el primer año de básica en una institución educativa en la parroquia Aguas Calientes del municipio Diego Ibarra del estado Carabobo.

Familiares comentaron a elsiglo que el suceso ocurrió el 15 de octubre a eso de las 7:00 de la noche, cuando un grupo de niños jugaba y accidentalmente se le vertió un pote de tinner sobre su cuerpo.

Al menor le apreciaron 75 por ciento de quemaduras y con la premura del caso fue trasladado al Hospital Simón Bolívar, en la localidad de Mariara y después al HCM.

Mientras estuvo recluido en Maracay, los familiares estuvieron canalizando el traslado del estudiante al Hospital Coromoto en la ciudad de Maracaibo y una vez que lograron su cupo, uno de los médicos que trataría al quemado, les expresó que el único problema es la falta deinsumos.

Comentaron que le pidieron todo el tratamiento y resultó ser que el mismo es a precio dedólares. La familia son personas de muy bajos recursos y aún así, se encontraban haciendo el esfuerzo supremo de salvar al jovencito.

Cuando faltaba poco para lograr los propósitos, el niño falleció. Los parientes agregaron que Sebastián era un jugador de béisbol., y pertenecía al equipo “Los Turcos de Mariara.

Jugaba en todas las posiciones del equipo y su sueño en la vida era de llegar a formar parte de las Grandes Ligas. Sin embargo, una mala jugada del destino le truncó su camino.

Por su parte, sus padres y vecinos de la localidad de Mariara del municipio Diego Ibarra en Carabobo, se mostraron consternados ante el suceso ocurrido a las 7:00 de la noche del 15 de octubre.

El cadáver fue trasladado a la Morgue de Caña de Azúcar

Loading...