Acusan a exconvicto de contrabando de tabaco con drones en prisión de EEUU

Un exconvicto del estado de Nueva Jersey, en el noreste de Estados Unidos, fue imputado este jueves por usar drones para el contrabando de tabaco, teléfonos móviles y baterías de teléfonos móviles dentro de la prisión en la que cumplía condena, según la Fiscalía de dicho estado.

Loading...

Según un comunicado, el acusado, identificado como Johansel Moronta, de 27 años, estuvo preso en la prisión de Fort Dix entre abril de 2018 y marzo de 2019 y participó durante este periodo junto con otras tres personas en la introducción ilegal de productos en la instalación carcelaria.

El escrito apunta a que desde el exterior, los socios de Moronta dirigían el dron con los productos colgados de un hilo de pescar hasta donde el principal acusado recogía la mercancía, que posteriormente repartía entre los presos.

Según la fiscalía, los funcionarios de la prisión descubrieron la trama de los acusados la madrugada del 30 de octubre de 2018, cuando vieron un aparato que llevaba una bolsa amarrada con un hilo de pescar sobrevolando la azotea de una de las galerías donde residen los presos.

Cuando llegaron al lugar, los funcionarios encontraron a Moronta saliendo de un baño del área donde encontraron la bolsa de contrabando que el dron había dejado caer.

Al parecer, el acusado llevaba los pernos que aseguraban la ventana que daba acceso a la azotea donde el sospechoso tenía planeado recoger la entrega.

Además, los funcionarios se incautaron de un teléfono móvil donde dieron con los mensajes que Moronta y sus tres asociados habían coordinado el envío de la mercancía los días previos.

Moronta podría ser condenado a un máximo de cinco años de prisión y al pago de 250.000 dólares de multa si es hallado culpable de contrabando y a un año de prisión y 100.000 dólares por posesión y obtención de productos de contrabando.

EFE

Loading...