Poco a poco se levanta Mariño luego de los estragos por las lluvias

Las fuertes precipitaciones que se registraron entre la noche del lunes 12 y la madrugada del martes 13, causaron estragos en cinco municipios del estado Aragua, dejando a muchas familias marcadas por la tragedia de ver perder los enseres que tenían en sus viviendas.

Loading...
 lluvias
Carretillas de barro y escombros es lo que la comunidad ha sacado de sus viviendas

Sin embargo, uno de los municipios más afectados fue Santiago Mariño, donde más de 40 comunidades sufrieron los embates de las lluvias y fueron miles las familias que les toca empezar de nuevo, ya que perdieron parte de sus enseres.

Agradecimiento por la vida es lo que se escucha en las calles, ya que para ellos lo más importante es que están sanos y unidos, destacando que para la cantidad de agua y el desbordamiento de los ríos, no hubo pérdida humana.

Poco a poco las calles vuelven a la normalidad, en la mayoría de los sectores se observa a las familias unidad limpiando sus viviendas y tratando de rescatar los enseres y artículos del hogar, colchones en las calles, muebles secándose con el sol, cuadrillas limpiando el barro de las calles, ese es parte del panorama que viven los vecinos de una de las zonas más afectadas por las precipitaciones.

SAMANCITO VIVIÓ HORAS DE TERROR

Para los habitantes del sector Samancito de la comunidad de Samán de Güere, lo registrado esa noche es una tragedia que no olvidarán por muchos años.

Para Yarelt García la situación se volvió alarmante cuando sus vecinos tocaron su puerta para alertarla de la situación, “todos somos muy unidos aquí, nos ayudamos unos a otros en momentos de conflicto, la fuerza del agua era tal que tumbó la pared que estaba ubicada a la orilla de la canal”.

Señaló que aunque tenía miedo que la pared de su vivienda cediera, agradece a Dios ya que esa situación no ocurrió, “el agua salía hasta por los inodoros, el tanque se llenó de lodo, la cantidad de barro en las calles y en las viviendas era impresionante, pero ya estamos limpiando y recuperándonos poco a poco de este mal momento”.

De igual forma, Ingrid Medina destacó que para todos los momentos fueron de caos y de terror, “la luz se fue a las 11:00 de la noche, pero a la 1:00 de la madrugada fue que empezó la pesadilla, era como que si estuviera la canal o un río en nuestra calle, era tanta corriente que hasta tumbó una pared, todo el terreno se llenó, la canal que se desbordó fue la de Samancito y de allí todas las calles se vieron afectadas”.

Medina indicó que el agua superó el metro y medio, pero en su vivienda no entró debido a un muro que por precaución construyeron en la entrada, “la marca todavía se observa en la pared, perdí cosas menores, pero hay vecinos que lastimosamente si perdieron todos sus enseres y ahora quedaron a la deriva”.

Asimismo, Glenys Castillo resaltó que aunque el agua bajó rápido perdió los colchones de sus viviendas, “gracias a Dios pudimos levantar las cosas, la nevera la pudimos apagar, sólo perdimos los colchones, cuando escuchamos el ruido nos asomamos y nos dimos cuenta que el agua ya estaba en calle”.

Destacó que entre los vecinos se apoyaron y todos se ayudaron para evitar que los daños fueran mayores, “los hombres levantaban los electrodomésticos y así evitar perderlo todo, desde ese mismo día estamos limpiando y ya al menos tenemos casi todo como estaba antes”.

Con dolor Castillo recuerda los momentos de terror que vivió ese día, “pensé que se me iba a caer la pared del patio, ya que todo estaba inundado y allí la corriente era muy fuerte, por la parte de atrás de mi casa el agua llegó más alto, pero agradeciéndole a Dios que no pasó a mayores y todos estamos sanos”.

Sin embargo, la historia para Luis Medina fue distinta, la corriente del agua y la rapidez de la subida del río fue tanta que no les dio tiempo de salvar los enseres que tenía, “perdimos todo, desde las 12:30 de la media noche empezó a entrar el agua a nuestra vivienda y desde allí nos pusimos a trabajar, pero la verdad cuando nos dimos cuenta ya era tarde, el río empezó a salirse y fue muy rápido todo”.

Resaltó que los vecinos de la comunidad empezaron a limpiar y entre todos se ayudan unos con otros, “no tenemos agua, hay personas que están muy afectados, mi papá es un paciente renal y ese día estaba aquí cuando empezó todo, hay que vecinos que perdieron todo, pero hay familias que perdieron mucho más que nosotros”.

CIUDAD BENDITA DEVASTADA POR LAS LLUVIAS

Ciudad Bendita, ubicada en El Mácaro, también fue una de las zonas que se vio gravemente afectada por las precipitaciones, el desespero se apoderó de sus habitantes cuando el agua se empezó a meter a sus viviendas y no les dio tiempo de recoger ni siquiera un bolso con un poco de ropa.

Yanet Cepeda informó que debido a las lluvias el piso de su vivienda cedió y ahora tiene un enorme hueco dentro de su casa, “fue una situación horrible, acá viven cuatro personas y dos niños, cuando todo empezó yo estaba durmiendo y me despertó fue el grito de los vecinos”.

Manifestó que al momento que intentó salir de su casa, el agua entró de forma muy rápida, “no dio tiempo de nada, abrimos la puerta y enseguida empezó a entrar el agua, seguía lloviendo y todo estaba inundado, fue muy desesperante toda la situación”.

Por su parte, Keider Guerra señaló que a las 11:30 de la noche empezó a llover y cuando sólo había pasado una hora el agua empezó a entrar e inundar todo, “el río se desbordó y el agua se metió a Ciudad Bendita por todos lados, cuando nos dimos cuenta ya no había nada que hacer”.

Señaló que en medio del desespero lo único que les quedó fue salir del lugar para poder resguardar sus vidas, “nos fuimos caminando hacia la zona de El Mácaro y dejamos todas nuestras cosas aquí, perdimos más que todo los colchones, de eso no quedó nada, pero lo importante era que todos estuviéramos sanos”.

De igual forma, Johan Silva catalogó la situación de horrible, “lo importante era sacar a los niños, lo material se recupera pero la vida no, cuando empezó a llover saqué a mis hijas y nos fuimos rápido de aquí, todo se anegó, ahora estamos limpiando y secando las cosas, tratando de salvar los colchones”.

CASAS DE SIXTO TABORDA LLENAS DE AGUA

Aunque para los habitantes del sector Sixto Taborda de la población de Guanarito de Turmero, es prácticamente normal que las calles se aneguen cada vez que llueve, la situación en esta oportunidad fue distinta, el agua entró a las viviendas y muchos de ellos perdieron absolutamente todo.

Tal es el caso de William Mogollón, a quien como consecuencia del deslave del río parte de la pared de su vivienda cedió, “la corriente era tan fuerte que se llevó la pared de al frente de mi casa, toda la calle se volvió un río de más de un metro y medio de altura, el agua se comió el relleno de la casa y el frente de la vivienda se convirtió en un hueco”.

Por su parte, Francis Domínguez informó que en su vivienda el agua llenó casi a la altura del techo, “tenemos las casas, todo el sector está afectado, ninguna casa se salvó, nosotros estábamos dormidos y los vecinos nos avisaron de la situación y cuando salimos ya era demasiado tarde”.

Destacó que luego de la inundación no contaron con el servicio eléctrico y al siguiente día fue que se dieron cuenta de la magnitud del problema, “fueron momentos de angustia, estamos es en el proceso de limpieza tratando de recuperar las cosas y los electrodomésticos no los hemos enchufado, así que no sabemos si se dañaron o no”.

40 COMUNIDADES AFECTADAS EN SANTIAGO MARIÑO

La alcaldesa del municipio Santiago Mariño, Joana Sánchez, manifestó que fueron 40 las comunidades que se vieron afectadas por las precipitaciones de la noche del lunes 12 y la madrugada del martes 13.

“Desde el primer momento estamos en la calle dándole la cara al pueblo, uno de los sectores visitados fue la comunidad de La Gallera, el cual es un punto y círculo donde colindan dos comunidades vecinas, trabajando en conjunto con el poder popular y agradeciendo el apoyo de nuestros compañeros alcaldes, como lo es Sumiré Ferrara, Régulo La Cruz y Erick Ramírez, quienes han enviando cuadrillas para brindar una mano amiga a nuestros habitantes”.

Sánchez destacó que con el apoyo del Gobierno Nacional y regional se han podido atender a las más de 38 comunidades afectadas, “el poder popular abocado en esta situación de conflicto y debemos agradecer a todos aquellos que están colaborando sin distinción de poder político y religión, así como las empresas privadas, sin mezquindad alguna todos nos hemos abocado a esta problemática”.

Asimismo, la burgomaestre indicó que no han dejado de trabajar ni un día, “como siempre nosotros aplicamos nuestro lema de yo defiendo haciendo, quizás en presencia propia no ha estado la alcaldesa en las 40 comunidades pero están nuestros equipos desplegados y haciendo el esfuerzo sobrenatural de poder llegar a la mayor cantidad de familias posible, se han realizado jornadas de vacunación gracias a la Corporación de Salud del estado Aragua y en nuestro municipio a la licenciada Petit, así como los diferentes cuerpos de seguridad que se han abocado a la situación de conflicto”.

Por su parte, Manuel Hernández, candidato a diputado a la Asamblea Nacional y tutor político de la comunidad de Samancito, destacó que se han desplegado en todas las comunidades, “Samancito fue una de las primeras zonas afectadas por las lluvias, ya que se desbordó el río y fueron varias las familias afectadas, por eso se hizo un diagnóstico y levantamiento que hicimos en conjunto con el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), la segunda opción fue arrancar con la jornada de limpieza”.

Hernández señaló que las maquinarias ya están en las calles y hasta los momentos las principales vías ya se encuentran despejadas de escombros, “hemos además realizado jornadas con camiones cisternas, llevándoles agua potable, además hemos priorizado algunos colchones y enseres a las familias que fueron perjudicadas y vamos a ir avanzando”.

Finalmente, el candidato mencionó que se están haciendo jornadas de salud constantes para atender a todos los afectados, “estamos dándole la cara a nuestra gente, quienes fueron beneficiados con entrega de medicamentos y atención de calidad, tenemos la moral en alto y estamos con nuestra gente trabajando y dando respuesta, la comunidad está trabajando, avanzando y juntos vamos a poder salir de esta problemática.

MÓNICA GOITIA | elsiglo
fotos | JOEL ZAPATA

Loading...