Comisario Douglas Rico supervisó investigación por muerte del general

El comisario general Douglas Rico, director nacional del Cicpc, dispensó una visita a la Delegación Municipal, con sede en Puerto Cabello del estado Carabobo, en donde supervisó el avance de las investigaciones en torno a la muerte del general de Brigada Sergio Negrín Alvarado y del sargento Deiris Suárez Castillo.

Loading...
Comisario Douglas Rico sostuvo un encuentro con los militares

Durante el encuentro con los investigadores, el alto funcionario escuchó los alegatos de su personal y analizó el avance de la investigación sobre ese hecho ocurrido el 13 de octubre, donde una banda de delincuentes dio muerte al Segundo Comandante de la ZODI Zulia.

Asimismo el comisario Rico se reunió con el general de División José Murga, comandante de la ZODI-Carabobo; funcionarios policiales y castrenses. Durante la cita los funcionarios compartieron criterios en relación al sonado caso que conmovió a la esfera militar.

Se informó a los reporteros que en el encuentro establecieron asimismo estrategias a seguir en lo inmediato para el esclarecimiento del homicidio en contra de Negrín Alvarado y del sargento Deiris Suárez Castillo, cometido por un grupo de delincuentes que atacó a la delegación militar en la Autopista Cimarrón Andresote, que enlaza a Carabobo con el estado Yaracuy.

Como es del conocimiento público, el doble crimen se perpetró la madrugada del 13 de octubre y en la tarde de ese día se conoció, de manera extraoficial, que tres hampones de la banda de alias “Maikel El Seco”, resultaron abatidos.

Esos hampones fueron señalados de formar parte del grupo que ajustició al Segundo Comandante de la Zona Operativa de Defensa Integral (ZODI) en el Zulia y a su chofer.

A los militares los interceptaron, cuando al paso de la camioneta, colocaron objetos a la altura del sector Alpargatón.

Según la investigación, los secuaces de “Maikel El Seco” se dedican, en horas nocturnas, a colocar barricadas para contener el desplazamiento de los usuarios y de esa manera ejecutar sus asaltos a mano armada y quien se resista a sus acciones, desenfundan sus armas de fuego.

Por tal motivo, se trata de una peligrosa organización criminal, y la intención de los investigadores del Cicpc es la de dar captura a todos sus miembros para ponerlos en manos de la justicia y de esa manera traer paz y tranquilidad a los usuarios de la Autopista.

Se recomienda a los ciudadanos tomar las medidas pertinentes cuando se desplacen por esa arteria vial en horas nocturnas. Aunque el Gobierno mantiene operativos, los hampones se ocultan en la zona boscosa para ejecutar sus acciones criminales.

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo

Loading...