FAES allanó en MBI antro de corrupción de menores

De acuerdo a informaciones conocidas de manera extraoficial, funcionarios de las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES) de la Policía Nacional Bolivariana, en horas de la noche del viernes pasado allanaron un antro de corrupción de menores que funcionaba clandestinamente en el municipio Mario Briceño Iragorry del estado Aragua.

Loading...
En la gráfica se observa a los sospechosos, detenidos

Durante el procedimiento policial, los investigadores practicaron la aprehensión de tres personas, identificadas como Ángel Jhonny Ramírez, de 50 años de edad, Yuraima Oropeza Suárez (45) y Escarlin Emperatriz González Oropeza, de 25 años de edad.

La Fiscalía 16º del Ministerio Público tuvo conocimiento del caso, y la visita domiciliaria se llevó a cabo en uno de los apartamentos situados en la urbanización Arsenal del municipio MBI.

Trascendió que una comisión de la Dirección de Hábitat y Vivienda se encontraba en el referido urbanismo realizando inspecciones y en uno de los inmuebles se percató de la presencia de un presunto delito en perjuicio de menores de edad.

Seguidamente el personal del ente oficial, en materia de viviendas, alertó a las FAES sobre los supuestos hechos, e inmediatamente las comisiones se trasladaron al sitio.

Una vez en la zona, los funcionarios fueron abordados por una persona, de quien se reserva su identidad, que les facilita parte de la información de la supuesta irregularidad.

Al parecer, desde hace dos años, según las investigaciones preliminares, ingresaban a ese inmueble sujetos considerados como líderes negativos. Venían ocurriendo hechos que atentaban contra la moral y buenas costumbres.

A las muchachas -según la información aportada a los periodistas- les propinaban golpizas y en ese espacio se consumía drogas y alcohol. También se dijo que las menores eran objetos de abuso sexual.

Ante ese panorama, las niñas fueron trasladadas a un centro asistencial del municipio, en donde le apreciaron lesiones.

Seguidamente el representante del Ministerio Público ordenó practicarle a las afectadas todas las evaluaciones médicas, exámenes forenses y se inicie a la mayor brevedad posible una investigación del caso.

Por ese motivo, los padres y adultos que cohabitaban en el apartamento fueron detenidos, luego presentados ante un tribunal de la causa para las sanciones de rigor, tal como lo contempla la legislación venezolana.

Se trata de un antro de corrupción de menores que funcionaba en uno de los inmuebles habitacionales en la urbanización Arsenal del municipio Mario Briceño Iragorry.

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo

Loading...