Devuelven al mar argentino a elefante y lobos marinos tras ser rehabilitados

Un elefante y varios lobos marinos fueron reintroducidos al mar en Argentina tras haber sido rescatados semanas atrás fuera del hábitat marino con cuadros de desnutrición y posteriormente rehabilitados por la Fundación Mundo Marino.

Loading...

lobos de

En concreto, se trata de cuatro lobos marinos juveniles de la especie de Dos Pelos Sudamericano y un elefante marino hembra juvenil, que, según se ve en unas imágenes difundidas a la prensa, fueron devueltos al océano Atlántico en las playas de San Clemente del Tuyú, en la provincia de Buenos Aires, por parte de personal especializado.

RESCATES EN ZONAS DE AGUA DULCE

Uno de los lobos había aparecido el pasado 24 de junio, cuando fue avistado en el Río Gualeguaychú, en la provincia de Entre Ríos.

Según informó Mundo Marino en una nota de prensa, dos lugareños protegieron al animal de un posible ataque de perros y decidieron llevarlo en su auto hasta la Reserva Municipal Las Piedras, donde fue recibido por personal experto y finalmente derivado hacia la institución especializada en rehabilitación de fauna marina de San Clemente del Tuyú.

Otro de los lobos fue rescatado en las inmediaciones de un barrio privado en la localidad de Escobar, a orillas del Río Luján, en el norte de la provincia de Buenos Aires, el pasado 30 de junio, mientras que los otros dos fueron rescatados en la zona del Delta del Paraná, en la localidad bonaerense de Tigre -periferia norte de la capital-, el 2 y el 14 de julio.

“La mayoría de estos animales son juveniles que se internan en cauces de agua dulce a través de alguna desembocadura a aguas oceánicas en búsqueda de comida. Su principal actividad en esta etapa etaria es la búsqueda de alimento y no tienen compromiso con fines reproductivos. Seguramente sean de las colonias que se encuentran frente a Uruguay”, señaló Sergio Rodríguez Heredia, biólogo del centro de rescate de la Fundación Mundo Marino.

Según agregó, una vez que los animales cachorros abandonan la colonia, “es posible que debido a ese vagar por el océano en búsqueda de alimento terminen incursionando en cursos de agua dulce”.

CUADROS DE DESHIDRATACIÓN

“Los cuatro lobos ingresaron con una desnutrición moderada. Se les tomó una muestra de sangre al ingreso y otra antes de darles el alta médico veterinaria. En todos los casos les aplicamos un tratamiento de sostén que consistió en la hidratación, alimentación y desparasitación del animal”, remarcó el médico veterinario de la Fundación Mundo Marino Ignacio Peña.

Estos animales, continuó, se hidratan a través del alimento sólido que ingieren, por lo que “ante un ayuno prolongado como lo fue en estos casos, es importante recuperar un adecuado nivel de hidratación”.

En cuanto al elefante marino, había sido rescatada el pasado 19 de julio en un muelle del Río San Antonio de la localidad de Tigre.

El animal fue derivado hacia la institución de Mundo Marino en San Clemente para ahondar en su rehabilitación.

EFE

Loading...