37.559 contagios y 1.061 muertos en Honduras por Covid-19 desde marzo

Los contagios por el COVID-19 en Honduras ascendieron este viernes a 37.559, mientras que los muertos a 1.061 desde que inició la pandemia, en marzo, informó el Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager).

Loading...
Honduras a
Foto: Archivo

De 1.698 nuevas pruebas de laboratorio PCR, no todas de un mismo día, 657 dieron positivo y 1.041 negativo, según el registro del organismo estatal.

Con 197 nuevos casos, el departamento de Cortés, en el norte del país y principal epicentro de la pandemia, fue el que más contagios registró, seguido de Francisco Morazán, en el centro, con 127 de los 657 que dieron positivo.

En Francisco Morazán se localiza Tegucigalpa, la capital hondureña, con 1,5 millones de habitantes, donde para aliviar la presión de tantos pacientes en los hospitales públicos, el Gobierno y empresas privadas han abierto centros de triaje, lo que también sucede en San Pedro Sula y otras ciudades.

San Pedro Sula (Cortés) tiene un millón de habitantes y en sus alrededores hay varias ciudades que también tienen altos índices de contagios de la COVID-19.

La mortal enfermedad se ha extendido en los 18 departamentos que que tiene Honduras, país con 9,3 millones de habitantes, de los que más del 60 por ciento son pobres y son los que más están siendo afectados por la pandemia.

El Sinager también añadió hoy a sus estadísticas 50 muertos por la COVID 19, de los que 35 correspondieron al departamento de Francisco Morazán, cinco a Valle, en el sur del país, seis a Cortés, tres a Comayagua (centro) y uno al sureño Choluteca.

La cifra de hospitalizados aumentó a 1.346, de los que 849 presentan un cuadro estable, 439 graves y 58 en unidades de cuidados intensivos.

Según el Sinager, también se han registrado 159 casos de personas que lograron recuperarse de la COVID-19, con las que ya suman 4.607 las que se han salvado de morir.

DECOMISAN NEBULIZADORES USADOS Y MALOS EN HOSPITALES MÓVILES

Mientras muchos hondureños siguen muriendo y contagiándose con la COVID-19, dos hospitales móviles que llegaron hace dos semanas a Puerto Cortés, en el norte del país, comprados en Turquía, que llegaron hace dos semanas, todavía no han sido sacados.

Sacarlos de Puerto Cortés ha demorado por problemas que hubo en principio con las facturas originales que hizo llegar la estatal Inversiones Estratégicas de Honduras (Invest-H), que ha sido salpicada por denuncias de presunta corrupción en la compra de los nosocomios móviles, por lo que está siendo investigada por el Ministerio Público.

Además de lo lento que va la sacada de los dos hospitales de Puerto Cortés, para que sean instalados en San Pedro Sula y Tegucigalpa, el Ministerio Público denunció hoy que decomisó “nebulizadores usados y en mal estado que venían como parte de los hospitales móviles. Esto es uno de los hallazgos preliminares y que en su momento se detallarán en totalidad”.

Además, el Ministerio Público señaló en redes sociales que el primer decomiso corresponde a 22 vaporizadores con su circuito de anestesia y kit de manguera de oxígeno, que corresponden al hospital móvil de San Pedro Sula.

“Asimismo, los equipos del #MP proceden a decomisar otros 22 vaporizadores (más accesorios) del hospital móvil de #TGU (Tegucigalpa), los cuales también se encuentran usados, deteriorados y con fecha de vencimiento del año 2016, lo que representaría un riesgo para los pacientes”, indicó el Ministerio Público entre otros mensajes.

GOBIERNO NOMBRA JUNTA INTERVENTORA EN INVEST-H

Organizaciones de sociedad civil han venido exigiendo que se investigue al personal de Invest-H y otros funcionarios que pudieran tener responsabilidad en los presuntos actos de corrupción en que se habría incurrido en la compra de los siete hospitales móviles, a un coste que ronda los 48 millones de dólares.

El director ejecutivo de Invest-H era Marco Bográn, quien hace tres semanas fue separado, mientras el Ministerio Público continúa con las investigaciones.

Bográn fue sustituido por Evelyn Bautista, quien renunció al cargo dos semanas después por problemas internos, según un informe que le hizo llegar al presidente hondureño, Juan Orlando Hernández.

El presidente Hernández nombró hoy una Junta Interventora transitoria para la Invest-H, que en principio ejercerá durante 180 días, informó la Casa Presidencial.

La junta la presidirá el exgerente del Instituto de Previsión Militar José Ernesto Leva, y deberá reanudar “de inmediato” los proyectos sociales, productivos y comunitarios que venía ejecutando Invest-H.

Según la información oficial, la junta interventora apoyará el proceso para sanear la situación administrativa, financiera y funcional Invest-H y, en caso de ser necesario, el período de intervención podrá ser ampliado hasta el cumplimiento de los objetivos.

EFE

Loading...