Murieron padre e hijo en accidente vial en pleno centro de Turmero

Un aparatoso accidente automovilístico ocurrió en horas de la mañana de este martes en pleno centro de la población de Turmero del municipio Santiago Mariño, dejando un saldo fatal de dos personas muertas en el sitio del suceso.

Loading...
Turmero
Sitio donde ocurrió la tragedia vial

Las víctimas del percance automovilístico quedaron identificadas como Eric Enrique Ulloa Lugo, de 63 años, conductor de una motocicleta, y su hijo José Gregorio Ulloa Soto, de 15 años, quienes residían en la comunidad de Samán Tarazonero, detrás del comando policial.
De acuerdo a la información revelada a los medios de comunicación social de la región, el hecho vial sucedió aproximadamente a las 9:00 de la mañana de este martes, cuando el motorizado se desplazaba con su hijo, de parrillero, procedente de El Mácaro en dirección a Turmero, en donde realizarían una diligencia personal.

De acuerdo a la versión que se conoció de manera extraoficial, Ulloa Lugo maniobraba un vehículo de dos ruedas, modelo Socialista de color rojo, placas AD6P01K por la calle Mariño y en esa misma dirección lo hizo el conductor de un camión, tipo cisterna, de color blanco sin placas.

José Gregorio Ulloa Soto, parrillero, muerto
José Gregorio Ulloa Soto, parrillero, muerto

La pesada unidad transportaba unos 25 mil litros de agua potable hacia uno de los sectores necesitados del preciado líquido en la capital del municipio, y al llegar al cruce de la calle Bermúdez, sitio conocido como la esquina de Turpay, diagonal a Residencias Mariño, ambos conductores se encontraron en ese sitio y giraron hacia la derecha, en sentido sur de la ciudad de Turmero.

Inexplicablemente el motorizado fue impactado por el cisterna e inmediatamente padre e hijo cayeron debajo de las morochas de la unidad, las cuales pasaron sobre sus cuerpos.

Ambas víctimas, de acuerdo al relato de los curiosos, perecieron instantáneamente a causa de múltiples fracturas, así como también exposición de vísceras y de la masa encefálica. Se apreció en esa esquina una escena muy dolorosa.

Vale precisar que en la caída aparatosa, el adolescente en ningún momento soltó el teléfono, y la moto quedó hacia otro lado de la vía sin daños materiales.

Ante ese panorama desgarrador, la circulación vial hacia la Intercomunal Turmero Mariño, se vio interrumpida por espacio de dos horas, mientras hacían acto de presencia las comisiones de la Dirección de Tránsito Terrestre de la Policía Nacional Bolivariana para las averiguaciones de rigor y determinar las verdaderas causas del accidente automovilístico.

A la esquina “caliente” acudieron comisiones de la Policía Municipal de Mariño, funcionarios de Protección Civil, Policía de Aragua, Cuerpo de Bomberos y demás autoridades que se encargaron del traslado de los cadáveres al Servicio Nacional de Medicina y Ciencias Forenses, con sede en Caña de Azúcar para la autopsia de ley.

Eric Enrique Ulloa Lugo, motorizado, muerto
Eric Enrique Ulloa Lugo, motorizado, muerto

Se informó asimismo que el chofer del cisterna fue detenido y puesto de inmediato a las órdenes del Ministerio Público. En el transcurso de las próximas horas será presentado ante un Juez del Circuito Judicial del estado Aragua para la imposición de sanciones.

A través de las averiguaciones de rigor, se determinará oficialmente si hubo alguna imprudencia del motorizado o en su defecto del conductor del pesado vehículo.

Vale señalar que en los últimos meses, en la esquina de Turpay, se han registrado aparatosos accidentes con saldo de personas muertas y pérdidas materiales. Algunos motorizados conducen a exceso de velocidad e igualmente ciertos camioneros y gandoleros que vienen de la parroquia Pedro Arévalo Aponte hacia la Intercomunal Turmero.

Por el cuidado de la vida de nuestros seres queridos y la de nosotros mismos, quienes se encuentran detrás de un volante, deben conducir con sentido común. A veces es preferible llegar tarde a un sitio, pero seguro y con vida. Actuemos con raciocinio y prudencia.

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo
fotos | RAFAEL SALGUERO

Loading...