De 20 disparos grupo armado asesinó a una ama de casa

Nuevamente una ciudadana falleció producto de la violencia que se vive en los últimos tiempos en el país, principalmente en el estado Aragua.

Loading...
Nuevamente una ciudadana falleció producto de la violencia que se vive en los últimos tiempos en el país, principalmente en el estado Aragua.

De acuerdo a la denuncia de los familiares de la víctima, el crimen ocurrió este martes a las 10:00 de la noche en la calle principal del sector Gamarra Nueva, en la carretera nacional, poco antes de llegar a la población de Villa de Cura del municipio Ezequiel Zamora.

La víctima de ese hecho de sangre respondía al nombre de Yorlette Neirus Véliz Marrero, de 34 años de edad, madre de dos hijos, un adolescente de 15 años y un niño de tres años, de oficio del hogar.

Según la denuncia, la señora se encontraba en la casa acompañada de sus dos seres queridos, preparando alimentos para el niño menor y además haciendo oficios típicos del hogar.

De pronto se estacionaron al menos dos vehículos en las afueras de la residencia e inmediatamente descendieron unos sujetos que no pasan de los 30 años, armados con pistolas.

Muchos de los pobladores pensaron que se trataba de comisiones de inteligencia policial, pero después se dieron cuenta que eran peligrosos delincuentes que conforman una peligrosa organización criminal que tiene su asiento en Villa de Cura. Los tipos entraron a la vivienda expresando improperios contra la ciudadana e inmediatamente la agarraron por los cabellos sin ninguna compasión.

Teniendo a su hijo de tres años entre sus brazos, los extraños visitantes la arrastraron hasta el porche, y ella en medio del pánico, exclamó lo siguiente: “No me mates, soy madre de dos niños”.

Sin embargo, los hombres no escucharon el llamado de clemencia e inmediatamente, en una actitud de agresividad, le apartaron a su hijo y delante de él, le descargaron al menos dos pistolas.

Se informó de manera extraoficial, que los funcionarios le visualizaron a Yurlette Véliz al menos 20 heridas en la zona frontal de su cuerpo y en otras partes del cuerpo.

Prácticamente le desfiguraron la estructura corporal. Luego de ejecutada la acción criminal, los presuntos delincuentes huyeron de la comunidad, dejando una estela de llanto y dolor entre quienes apreciaban a la señora Véliz Marrero.

Los pobladores reportaron el asunto a las autoridades policiales, pero como la barriada es sumamente peligrosa en horas nocturnas, los investigadores del Cicpc se presentaron la mañana del miércoles a Gamarra Nueva, en donde levantaron el cadáver y lo trasladaron a la Morgue de Caña de Azúcar para la autopsia de ley.

Por el momento no hay una hipótesis definida en los términos policiales, sólo planteamientos y conjeturas, y una de ellas, la que posiblemente cobra mayor fuerza es la venganza, se dijo a los reporteros de sucesos a través de fuentes vinculadas con el caso.

Al parecer el caso guardaría relación con la masacre registrada hace unas dos semanas atrás en Malpica del Toro, en donde una banda de presuntos delincuentes acabó con la vida de nueve hombres y sus cadáveres fueron botados a la entrada del relleno sanitario situado en la Zona Industrial de Los Tanques, en Villa de Cura.

Sin embargo, esa versión, aunque se maneja en base a una suposición, está en proceso de averiguación por parte de las autoridades del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas de Villa de Cura. Un equipo multidisciplinario se abocó a las averiguaciones de rigor. Se espera un pronunciamiento sobre ese crimen.

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo

Loading...