Intoxicados cuatro funcionarios en punto de control de seguridad

369

Calificándose la supuesta acción humanitaria como un presunto acto terrorista, varios individuos aún desconocidos por las autoridades policiales envenenaron a cuatro funcionarios del Cuerpo de Seguridad y Orden Público del estado Aragua en un punto de control, ubicado en la avenida Universidad de El Limón, frente a una estación de servicios, en el municipio Mario Briceño Iragorry.

Loading...
Comisionado jefe José López, segundo comandante de la PA exhortó a la tropa a no aceptar alimentos y líquido de personas desconocidas
Comisionado jefe José López, segundo comandante de la PA exhortó a la tropa a no aceptar alimentos y líquido de personas desconocidas

El atentado criminal ocurrió este martes aproximadamente a las 1:00 de la tarde, según la información revelada a los medios de comunicación de manera extraoficial.

Se informó que los oficiales se trasladaron a ese sitio a cumplir con su responsabilidad como es la de brindar seguridad en las estaciones de servicios luego de que se decretara el Estado de Alarma de parte del presidente de la República Nicolás Maduro para frenar la expansión de la pandemia conocida como el coronavirus.

Transcurridas ya varias horas de permanecer en ese punto y agotados físicamente, varios individuos se acercaron en un vehículo y uno de ellos descendió de la unidad, dirigiéndose a donde estaban los oficiales.

Mostrando un aspecto de buena gente y bien vestido, el hombre entregó a los oficiales un detalle consistente en dulces (brownies), luego se retiró del lugar.

Al cabo de unos minutos, los funcionarios, ante el gesto caritativo de la persona, comenzaron a degustar de las tortas, pero más tarde sintieron síntomas de presunta intoxicación. Ante ese evento, los afectados fueron trasladados con la urgencia del caso al Hospital Central de Maracay, en donde se encuentran recluidos bajo el cuidado de los galenos de guardia.

Se tratan del oficial agregado Oscar Ramírez, oficial Wilmer Godoy, supervisor jefe Edwin Franco y la funcionaria Mariangel López, quien tiene 13 semanas de gestación. Su estado de salud es delicado.

Posteriormente el comisionado jefe José Gregorio López Azuaje, segundo comandante de la PA, a través de las redes sociales, lamentó lo ocurrido a sus compañeros de armas y emplazó a los funcionarios a tomar las precauciones del caso.

Pidió que ningún funcionario policial que esté brindando seguridad en las calles y puntos de control en la actual contingencia no aceptar detalles comestibles, jugos o cualquier cosa de personas desconocidas. “No sabemos las intenciones de los individuos cuando nos ofrecen algo”.

Resaltó que lo ocurrido en la tarde de ayer en la avenida Universidad de El Limón sirva de experiencia y hay que estar ojo visor. El alerta es para toda la tropa policial.

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo

Loading...