Echar gasolina es una lotería en Maracay

166

Los conductores y transportistas aún están soportando largas horas a la espera del combustible en las distintas estaciones de servicios de la ciudad, muchas de ellas cerradas, y otras a la espera de que llegue la gandola a surtir del combustible.

Loading...
Los trabajadores de las estaciones también esperan la gandola

Crónica de un día de colas

Llegan las 6:00 de la mañana y ya hay algunas personas que se encuentran en las colas esperando abastecer sus vehículos de gasolina; entre cuentos, chistes, algunos reflexionando acerca de la situación del país, va pasando el tiempo y la fila de carros no se mueve, nadie se sale de la cola y la estación de servicio permanece cerrada; así van llegando más vehículos.

A las 8:00 de la mañana abre la gasolinera, muchos conductores ven esperanzados que empiece el despacho del combustible. Algunos de los presentes deben ir a trabajar, y otros hacer las diligencias personales.

Transcurren las horas ya la cola llega a más de 4 cuadras de la estación de servicios y nada que comienza a funcionar el surtidor; el calor y la paciencia de los presentes empieza a sentirse.

A las 9:00 de la mañana el encargado de la bomba se dispone a hablar con los usuarios informándoles que la estación no está despachando, pues el combustible se ha acabado desde el día anterior y que no hay seguridad de despacho.

En momentos empieza la mente a ponerse creativa, algunos optan por sentarse a leer, otros por sacar crucigramas o simplemente distraerse un poco y hacer de la larga espera un momento “agradable”.

De la estación Yagua coordinan el abastecimiento para Aragua

12:00 del mediodía, ya algunas personas cansadas de estar 6 horas en el mismo lugar se nota en la cara, muchos se van a probar suerte en otra estación, otros se quedan ilusionados a que llegue la gandola proveniente de Yagua, estado Carabobo.

Historia como estas fueron recogidas en las distintas estaciones de servicios de la ciudad de Maracay, donde al parecer la crisis de la gasolina está aumentando con el pasar de los días, sin que haya un pronunciamiento oficial hasta el momento.

Hablan los conductores

Los usuarios, conductores y personas que pernoctan en las filas de las gasolineras, expresaron su opinión en cuanto a la situación y vivencias que han pasado en esta semana.

Luis Carreño

Luis Carreño afirmó, “estoy desde las 6:30 de la mañana, tengo 2 días haciendo cola, de una me salí porque nunca llegó el cisterna, ahora me metí en esta, ayer duré 7 horas“.

Maribel Lorca relató, “desde las 6:00 am haciendo la cola, aparte de calarnos las 4 horas que estamos sin luz, he pasado por varias estaciones, de una me salí ayer porque nunca despacharon”.

Por otro lado, Yoel Polo aseveró, “esto es una lotería, donde te pares no se sabe si hay o no gasolina, donde haya cola uno se mete, pero no es seguro si alcanzas a surtir”.

Los encargados de las bombas de gasolina también están en la incertidumbre, ellos aseguran que en Aragua hay 189 bombas de gasolina, estando operativas 101 en todo el estado.

Alfredo Torres

Alfredo Torres, encargado de una bomba en la avenida Bolívar aseveró, “esta parte central del país está coordinado por la estación de Yagua, a nosotros nos están despachando por días intermedios, es decir un día sí y otro no, pero de la misma manera no se garantiza si viene o no la gandola”.

Entre tanto, Torres también señaló, “es posible que no estén al 100% operativas todas las unidades que surten al estado, presumiblemente algunas estén paradas por repuestos y eso también repercute en el despacho de las 101 bombas operativas del estado“.

En La Victoria la misma historia

Para los conductores de las cinco parroquias del municipio Ribas, pasar penurias para conseguir combustible había quedado en el pasado, pues desde hace 17 años que ellos recuerdan, no había pegado tan fuerte una crisis de este tipo en la entidad.

Y es que según ellos desde el recordado diciembre 2002, cuando el paro petrolero, no habían realizado tantas colas para surtir sus vehículos de gasolina o gasoil. Sin embargo, las mismas aparecieron, pero a diferencia de aquel tiempo ya la seguridad no es la misma y mucho menos la forma de organización, la cual pasó de ser con número con griffin a piedras grandes y conos de seguridad, los cuales están colocados por todos lados, para marcar su lugar en las colas o guardar puestos a sus familiares.

En este sentido, a través de un recorrido por las estaciones de servicio de la ciudad de La Victoria, corroboramos como la astucia y la viveza sigue siendo el pan nuestro de cada día en las colas, esto puesto que muchos son los “coleados”, que buscan llegar primero a las islas a surtir, poniendo en evidencia los trucos que les permiten en ocasiones hasta saltar unos diez carros.

Ante este hecho, los ciudadanos aseguran que este “coleo”, ya no sólo está cuando se va a comprar alimentos y en las entidades bancarias, ya que en las colas para echar gasolina, al parecer también se presta y sin que haya ninguna objeción.

“Esta es la lucha del más vivo, cada quien debe estar pendiente de su puesto y de que todo transcurra con normalidad, puesto que la gasolina se acaba y si se colean 3, uno corre el riesgo de estar 3 horas en una cola para nada. Ya el ser servicial, el respeto y la solidaridad quedó en segundo plano. Esto es la guerra del que más puede”, lamentó la señora Eneyda de Méndez, mientras esperaba por ser atendida.

La bicicleta es la alternativa para ahorrar el combustible

Por otro lado, las colas le sirven a más de un comerciante para sacar su dinerito extra, vendiendo desde agua, cigarrillos, melcocha, chicharrones, hasta yesqueros. Todo esto sin dejar a un lado a los chupeteros, quienes están a la orden y mostrando hasta modalidades de pago, para quienes no tienen los 600 o mil bolívares en efectivo.

Entre tanto, la ciudad de La Victoria sigue sin gasolina, las personas están a la espera de surtir el vehículo, muchos en ocasiones hasta se han arriesgado a irse desde muy temprano en la madrugada a las estaciones de servicio, sólo por cuidar el puesto en la bomba.

 

JOSÉ CARPIO G. y DANIEL MELLADO | elsiglo
fotos | JOSÉ RAMÓN GONZÁLEZ

 

Loading...