Cayeron abatidos dos involucrados en la masacre de militares y policías

195

Tras un arduo trabajo de investigaciones de campo, bajo la responsabilidad de funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, además de los datos obtenidos a través de los informes de contrainteligencia de los cuerpos de seguridad del Estado venezolano, se permitió identificar a los sospechosos de causar la masacre de los militares y funcionarios de la Policía de Aragua, caídos en una emboscada tendida durante la madrugada del sábado 5 de mayo en la carretera que conduce a Macapo, Tucupido y la comunidad de Guacamaya, parroquia Magdaleno, municipio Ezequiel Zamora.

Loading...
Cayeron abatidos dos involucrados en la masacre de militares y policías
Desde ese momento comisiones castrenses y policiales tomaron la zona tras la captura de los homicidas

A raíz de esas pesquisas y el análisis de las evidencias recolectadas en la escena del múltiple homicidio; el domingo pasado, Día de las Madres, funcionarios del Cicpc dieron con el paradero de unos implicados en ese suceso que conmovió a la esfera militar y policial.

Al momento de darle la voz de alto, el delincuente hizo arma a los investigadores y éstos se vieron en la necesidad de repeler al ataque como mecanismo de protección a sus vidas.

En el intercambio de disparos resultó herido Franklin Gil, conocido con el alias de “El Tito“, presunto miembro de “El Tren de Aragua”, quien dejó de existir en el traslado a un centro asistencial de la localidad.

Se informó que el acto de resistencia se escenificó en el sector El Silencio, en Magdaleno, y en el sitio se recuperó un armamento, entre otras evidencias que están en proceso de investigación.

 

CAYÓ EL SEGUNDO

En la continuación de las averiguaciones, comisiones mixtas de las bases de Homicidios de Maracay, Villa de Cura, San Pablo y Santa Cruz tomaron desde tempranas horas de la madrugada de ayer varios sectores de Magdaleno tras la captura del resto de los implicados en la balacera, donde murieron cuatro militares, incluyendo un general de la Aviación y dos funcionarios de la Policía de Aragua, así como cuatro heridos.

Abordaron las comunidades de Guacamaya y otros sectores de producción agrícola y ganadera, así como Belén en Carabobo sin ningún resultado favorable.

Sin embargo, a través de los comandos de contrainteligencia, se filtró una información que en una residencia, situada en la calle Sucre entre Bolívar y 5 de Julio cruce con la Mariño, a una cuadra de la plaza Bolívar de Magdaleno, se encontraba escondido uno de los vinculados en ese acto criminal.

Al parecer, el sujeto, luego que desapareció misteriosamente de la escena familiar, regresó el fin de semana a celebrar el Día de las Madres, y se quedó allí con sus seres queridos, pensando que el Cicpc ya había olvidado la masacre de Macapo.

Y ayer, cercano al mediodía, las comisiones del Cicpc se dirigieron a ese sitio con la intención de practicar su arresto y el individuo al verse descubierto, accionó su armamento contra los funcionarios, suscitándose un intercambio de disparos.

Por momentos la situación estuvo difícil y los investigadores se vieron obligados a reforzar la zona. En aras de brindarle seguridad, las comisiones trasladaron al sospechoso hasta el ambulatorio, muriendo cuando estaba siendo atendido por los galenos de guardia.

Se trataba de Yeison Franco, conocido con el alias de “El Yeison“, integrante de “El Tren de Aragua”. En el lugar se recuperó un armamento y otras evidencias de interés investigativo.

 

UNOS 30 DELINCUENTES

A través de las fuentes consultadas, se tuvo información de manera extraoficial que unos 30 hombres “armados hasta los dientes“, tendieron una emboscada a la comisión militar y policial que bajaba de una finca que había sido robada por delincuentes que pertenecen a esa agrupación delictiva.

Durante el ataque cayeron muertos el general de Brigada Jhackson Silva Zapata, director de la Escuela de oficiales de Tropas de la Aviación; el sargento primero Robert León Castellanos; el sargento segundo Ángel Breto; y el cabo primero Robinsón Vizcaya Sojo.

Así como el oficial jefe Jesús Arráiz, y el oficial jefe Bruno Benavides. Además en ese hecho resultaron heridos dos policías y dos militares.

Vale precisar que en el tiroteo, los delincuentes despojaron a los militares y funcionarios policiales de sus respectivos armamentos, entre otros objetos de valor.

Luego los sospechosos huyeron a distintos lugares de Magdaleno y Tocorón del municipio Zamora. Con el transcurrir de los días, el comisario general Douglas Rico, director general del Cicpc, reveló que los posibles autores materiales de la masacre de Macapo se escondieron en la cárcel.

Producto de ese trabajo policial, se logró ubicar el paradero de los homicidas, quienes entregaron sus vidas en un enfrentamiento con los sabuesos del Cicpc. Las comisiones policiales siguen tras la captura del resto de los sospechosos para colocarlos en manos de la justicia.

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo
fotos | FAUSTINO PÉREZ

Loading...