Tarta de queso helada con frambuesas

Ya hace mucho calor por esta zona, y la verdad es que cuando recibo visitas me gusta sacar siempre algún dulce.

Yo en el congelador tengo esta tarta helada de frutos rojos con oreo para ocasiones en los que se presentan mis amigos en casa en pleno verano, buscando algo delicioso y fresquito.

Ingredientes:

Para la base

  • 100 gr. de galletas tipo María
  • 55 gr. de mantequilla
  • Para la crema
  • 500 ml. de nata para montar
  • 250 gr. de frambuesas
  • 225 gr. de queso philadelphia
  • 115 gr. de azúcar glas
  • 5 ml. de jugo de limón
  • 25 ml. de esencia de vainilla

 

Foto de la receta de tarta helada de queso con frambuesas

Paso a paso:

  1. Empezamos esta deliciosa tarta de queso de frambuesas helada fundiendo la mantequilla. Debemos fundirla poco a poco, no tiene que llegar a hervir. Una vez la tengamos fundida, la reservamos.
  2. Por otro lado, cogemos una trituradora y trituramos las galletas bien finas. Ahora añadimos la mantequilla fundida y mezclamos hasta que nos quede una textura arenosa.
  3. Seguidamente cogemos un molde de 18 cm de diámetro (tambien queda bien en un molde de 20 cm. lo único es que la crema no quedará tan alta), y volcamos las galletas trituradas. Y con ayuda de una espátula o cuchara, alisamos toda la base hasta que nos quede lo mas lisa y regular posible. Una vez tenemos la base preparada, la reservamos.
  4. Por otro lado, vamos a cortar las frambuesas, podemos cortarlas del tamaño que mas os gusten, a mi me gustan bastante pequeñitas y una vez las tengamos listas las reservamos.
  5. Ahora ponemos en un cuenco el queso crema y el azúcar glas y vamos a batirlo hasta que el azúcar se haya integrado y tengamos una crema fina. En cuanto la tengamos preparada, añadimos las frambuesas que acabábamos de cortar y lo mezclamos bien. Reservamos ahora esta mezcla.
  6. A continuación vamos a semimontar la nata con ayuda de una batidora de varillas. También podéis montar la nata manualmente pero tardareis un poco mas. La nata no debe de estar montada del todo, ya que luego al mezclar, corremos el riesgo de que se nos corte. Ademas como es una tarta helada, tampoco necesitamos que esté muy montada.
  7. Tenemos por un lado un cuenco con la crema de queso y frambuesas y por otro la nata semimontada. Entonces vamos a añadir poco a poco la nata semimontada a la crema de queso y con ayuda de una cuchara mezcladora, vamos a ir mezclándolo poco a poco. No debemos batir mucho, solo mezclarlo hasta que se integren ambas cremas.
  8. Ahora solo nos queda volcar la mezcla en el molde y alisarlo bien con una espátula. Debe quedarnos lo mas liso posible, ya que después se va a congelar y quedara con la forma que le demos.
  9. Dejamos la tarta unas 6 horas en el congelador. Para desmoldarla bastará con aplicar un trapo húmedo caliente alrededor del molde para que se despegue un poco y desmoldarla. Yo os recomiendo que la dejéis unos 10 minutitos fuera del congelador antes de consumirla, ya que estará mas cremosita y deliciosa.