David Smolansky encabezará Grupo de Trabajo de la OEA sobre Venezuela

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, anunció ayer la creación de un Grupo de Trabajo dedicado a la migración de Venezuela, que estará dirigido por el exalcalde venezolano David Smolansky.

Almagro describió a Smolansky, del opositor partido Voluntad Popular, como “una persona absolutamente comprometida con la causa de los migrantes venezolanos” y que “definitivamente tiene una impronta de cercanía, porque ha visitado los campamentos y ha estado cerca de la gente tanto en Brasil como en Colombia”.

Smolansky
David Smolansky, dirigente de Voluntad Popular en el exilio

El Grupo de Trabajo tendrá dos misiones principales: elaborar un informe sobre la migración de venezolanos y captar fondos.

INICATIVA DE ALMAGRO

Su creación es una iniciativa de la Secretaria General de la OEA y, por tanto, los países miembros del organismo no formarán parte de este ente.

De 33 años, Smolansky fue alcalde del municipio caraqueño de El Hatillo desde diciembre de 2013 hasta septiembre de 2017, cuando huyó de Venezuela tras ser condenado a 15 años de prisión e inhabilitado políticamente por permitir la instalación de barricadas en su localidad.
Smolansky, que escapó a Brasil desde Venezuela y ha viajado a Colombia, ha intensificado durante los últimos meses su defensa de los migrantes y refugiados venezolanos.

Su carrera política comenzó en 2007 en el movimiento estudiantil que se opuso a la reforma constitucional que quería emprender el fallecido presidente venezolano Hugo Chávez (1999-2013).

Almagro hizo el anuncio sobre la creación del Grupo de Trabajo en declaraciones a la prensa después de una sesión extraordinaria de del Consejo Permanente de la OEA para abordar la crisis de migrantes venezolanos.

CIDH y la ONU piden una respuesta regional

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y tres organismos de la ONU pidieron ayer a los países de Latinoamérica que desarrollen una respuesta regional coordinada para responder al desplazamiento “masivo” de inmigrantes y refugiados venezolanos.

Los organismos enfatizaron la importancia de que la respuesta esté “basada en los derechos humanos y en el principio de responsabilidad compartida” y que, además, proteja los derechos de los inmigrantes y refugiados antes, durante y después de su tránsito.

La declaración conjunta ha sido suscrita por la CIDH, el relator especial sobre los Derechos de los Migrantes de la ONU, Felipe González, y por tres entes de las Naciones Unidas: el Comité de Protección de los Derechos de los Trabajadores Migratorios y de sus Familiares; el Comité sobre los Derechos del Niño; y el Alto Comisionado para los Derechos Humanos.

En su comunicado, expresan “preocupación” por las “prácticas discriminatorias” que algunos venezolanos han sufrido en los últimos meses: desde la solicitud de pasaportes para entrar a países receptores hasta la militarización de las fronteras pasando por casos de expulsiones colectivas.

AFP

Loading...