A 10 mil bolívares se elevó el pasaje en Maracay

Loading...
El Frente Unido de Transporte (FUT) aplicó una nueva tarifa para las líneas en el perímetro de Maracay, ubicando el pasaje en 10 mil bolívares para rutas cortas y 20 mil bolívares para zonas foráneas como Turmero y Palo Negro.

Esta medida provocó gran desconcierto en la población, que tiene que lidiar con el problema de escasez de unidades, aunado a la escasez del dinero en efectivo.

Lérida Sánchez, residente de Montaña Fresca, explicó que para llegar a su lugar de trabajo debe salir a las 5:30 a.m. y agarrar dos camionetas para entrar a las 8:30 a.m. a sus labores.

El tiempo de espera supera la hora, y muchas veces su llegada se atrasa más de lo esperado. Para poder cubrir los costos del pasaje, debe comprar el efectivo al 100% y, para ahorrarlo, se traslada en los llamados rojitos, cuyo costo se ubicó en 5 mil bolívares.

Debido a que el pasaje en dichas unidades de transporte se recorta a la mitad, la escasez de ellas y la alta demanda provoca que los usuarios deban esperar muchas horas en las paradas, como es el caso de Olga Flores, procedente de Mariño.

“Yo salgo con mi nieta de Turmero a las seis de la mañana todos los días y llegamos a Maracay a las 10:00 a.m., mientras esperamos a los rojitos. El efectivo está difícil de conseguir, por eso tenemos que esperar tantas horas en San Jacinto, y ahora con este aumento se nos complica aún más el viaje”, señaló.

Por su parte, Diosi Paz explicó que debe mostrar el carnet estudiantil para pagar el pasaje preferencial que se disminuye a la mitad. Sin embargo, no todos los transportistas acatan la norma y le rechazan dicha identificación, por lo que debe costear el monto completo desde Palo Negro, el cual se situó en 20 mil bolívares.

Además, Paz debe esperar hasta tres horas para abordar una unidad y son tres las que necesita para llegar a su destino, en este caso, Maracay.

Ante este nuevo aumento, los usuarios se encuentran en confusión por no tener como costear el pasaje para llegar a sus lugares de trabajo y para realizar sus diligencias personales. Por esta razón, salir de casa se ha convertido en un verdadero martirio y, cuando se hace indispensable, la población toma otras opciones como caminar o utilizar camiones para trasladarse.

MELANIE PAYARES (pasante) | elsiglo
fotos | DENYS SÁNCHEZ

Loading...