Aspira a recibir un taxi del Gobierno para seguir prestando el servicio

Loading...
Un paciente diabético identificado como Carlos Alfredo Rodríguez Alvarado, de 60 años, recibió en calidad de donativo una silla de ruedas por parte del presidente Nicolás Maduro, luego de que le fuera amputada su extremidad inferior izquierda hace aproximadamente seis meses.
Carlos Rodríguez | foto DENYS SÁNCHEZ | elsiglo

Cumpliendo las funciones que por obligación le competen, el Presidente de la República acudió al llamado de Rodríguez Alvarado, cuya esposa durante un mitin político en la ciudad de Maracay le entregó al Mandatario una carta en la que solicitaba encarecidamente la atención para su compañero de vida.

Fue así como un mes después del episodio, el esperado donativo llegaría. Carlos Alfredo fue diagnosticado como paciente diabético hace catorce años, y desde que le fue amputada su pierna, se ha visto bastante limitado para realizar sus actividades diarias.

“Estoy agradecido con la Revolución y con el presidente Nicolás Maduro por el favor recibido, porque con esta silla de ruedas siento que volví a comenzar”, sentenció el sexagenario.

Antes de que se viera en el escenario actual, se desempeñaba como taxista, sin embargo, su carro es sincrónico, imposibilitándosele el uso de los pedales para poder continuar ejerciendo el trabajo que estaba acostumbrado a realizar.

“Haré los trámites necesarios para que el Gobierno Nacional me adjudique un taxi y de esa manera, seguir prestando un servicio al pueblo maracayero, y ganarme el sustento diario a través del sudor de mi frente”, expresó.

A pesar de su limitación física, “me considero una persona sumamente útil que puedo aportar mis fuerzas y contribuir en salir de la actual crisis que afecta a todos por igual”, concluyó señalando.

ANDRESSA GARCÍA | elsiglo

Loading...