Dos muertos en tiroteo en el barrio San Luis

Loading...
En horas de la noche del viernes, en la calles Los Mangos del barrio San Luis, parroquia Pedro José Ovalles, municipio Girardot, vecinos de la zona vivieron momentos de tensión y suspenso al originarse una balacera entre gatillos alegres, la cual dejó un saldo inicial de una persona muerta y dos heridos, entre ellos un niño de nueve meses.
Funcionarios de la Base de Homicidios realizaron el levantamiento del cadáver

Según fuentes ligadas al caso, el suceso comenzó en el momento en que un presunto delincuente visualizó a uno de sus presuntos enemigos en la zona, y sin mediar las consecuencias del caso disparó su armamento, matando a su contrincante, identificado como José Gregorio Sequera Sequera, de 23 años de edad.

En medio del tiroteo, uno de los proyectiles impactó en el rostro de un bebé que se encontraba en brazos de su progenitora, e hizo blanco en la humanidad de su padre, identificado como Eduin Alfonso Carrillo Noriega, a quien le apreciaron una herida a nivel del cuello.

Tanto padre como hijo, en medio del pánico que se apoderó de los vecinos, fueron trasladados de urgencia a un centro asistencial de la ciudad, donde quedaron bajo observación de los facultativos de guardia; su estado de salud es de pronóstico reservado.

Durante un recorrido de patrullaje, funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana observaron el alboroto entre la gente y acudieron al sitio para cerciorarse de la novedad; es allí cuando se informan del tiroteo e iniciaron la búsqueda del sospechoso.

De acuerdo a las características físicas aportadas por los testigos, los oficiales iniciaron una persecución del presunto autor material del homicidio cometido en contra de Sequera. Poco después ubicaron su paradero y al darle la voz de alto, el presunto delincuente respondió disparando, lo que generó el enfrentamiento.

En medio de la pugna, Andrés Manuel Mantilla Medina, de 22 años de edad, cayó herido, y en aras de garantizar su vida fue trasladado al hospital del Seguro Social de San José, donde falleció cuando estaba siendo evaluado por junta médica.

En el sito del suceso se confiscó un arma de fuego tipo revolver, calibre .357 Magnum, marca Smith & Wesson, asi como otras evidencias que serán analizadas por funcionarios de la División de Homicidios de Aragua.

Los cuerpos fueron trasladados a la morgue de Caña de Azúcar, lugar donde comparecieron los familiares de Sequera, quienes comentaron a la prensa que desconocían el motivo por el cual éste individuo mató a su pariente.

RAIZA VILLAFRANCA y LUIS QUINTERO | elsiglo

Loading...