Avenida Universidad en completa oscuridad

Vecinos de las comunidades de Caña de Azúcar, La Candelaria y El Limón, del municipio Mario Briceño Iragorry, acompañados por el concejal Alejandro González, denunciaron que la avenida Universidad se encuentra en completa oscuridad, porque los delincuentes se robaron los bombillos de los postes. Aseguraron que la situación se ha convertido en un peligro latente, teniendo en consideración que la mayoría de conductores transitan por la mencionada vía a exceso de velocidad.
La avenida Universidad permaneció cerrada por más de tres horas

Esta es la razón por la que hicieron un llamado a las autoridades del gobierno regional, municipal y a la empresa Corpoelec para que realicen un operativo de electrificación en la zona y de esta manera evitar que ocurran graves accidentes vehicular.

Para el concejal González, la situación es muy peligrosa y refleja el nivel de inseguridad y poca atención por parte de los funcionarios de las autoridades. “Los vecinos se encuentran alarmados porque la oscuridad se ha convertido en un “aliado” para los delincuentes, en las tres comunidades antes mencionadas existen calles que no tienen alumbrado eléctrico, pero ahora se suma el caso de la avenida Universidad, cuyo tramo principal une a los municipios Girardot y MBI, consideramos que se tiene que colocar bombillos en cada uno de los postes,” indicó.

Luego añadió que “los vecinos de Mario Briceño Iragorry hemos denunciado constantemente esta situación, pero nadie nos hace caso, lo curioso es que en horas de la mañana hay luz en algunos postes que tienen bombillos en buen estado, pero en la noche se mantienen apagados, esta es la razón por la que los vecinos hemos decidido acudir hasta las oficinas de Corpoelec para volver a denunciar el caso, mientras que otro grupo de pobladores realizará una visita al alcalde Brullerby Suárez para ver que alternativas de solución propone” terminó diciendo.

Asimismo el edil señaló que “la mayoría de las calles de Caña de Azúcar, La Candelaria y El Limón, no tienen alumbrado eléctrico público. “desde las 6:30 de la tarde en adelante, la gente ya no pueden caminar tranquilos por las calles por temor a ser victimas de la delincuencia, es un peligro latente para chicos y grandes, todas las noches valerosas madres de familia tienen que esperar a sus hijas o hijos en las paradas, por temor a la delincuencia, es por eso que es importante que las autoridades tomen cartas en el asunto, recuerden más vale prevenir que lamentar” terminó diciendo.

LUIS CHUNGA / elsiglo
fotos/ JUAN CARLOS BENÍTEZ

Loading...