“A mi hermano lo mató el hampa”

El pasado jueves 31 de mayo aproximadamente a las 6:00 de la tarde fue asesinado en Santa Cruz, municipio José Ángel Lamas, Carlos Enrique Mota Briceño, de 41 años, luego de ser sorprendido dentro de unos camburales, extrayendo algunos racimos de ese fruto de manera ilegal.
Imagen referencial

Según declaraciones de Jorge Luis Mota, debido a la situación de crisis que padece la mayoría de los venezolanos, su hermano se vio en la necesidad de ingresar de manera encubierta al cambural ubicado en Santa Cruz, “para conseguir la comida”.

Mota Briceño deja en orfandad a dos niños menores de edad. Tal y como lo detalló su hermano, la familia se enteró del suceso el día viernes, Carlos Enrique estuvo desaparecido durante todo un día.

Vale acotar según información del declarante, que la muerte de su hermano no ocurrió a manos de ningún cuerpo de seguridad de la entidad, sino que fue ejecutada por presuntas bandas delictivas que operan en el sector y vigilan la plantación.

De la misma manera comentó que su familiar no sería velado debido a la cantidad de días que ya han transcurrido desde el momento del suceso.

ANDRESSA GARCÍA | elsiglo

Loading...