Ultimaron a tres hombres en San Joaquín de Turmero

Loading...
Por causas que están siendo investigadas bajo la mirada de los funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, pertenecientes a la División de Homicidios del estado Aragua, delincuentes ultimaron a balazos a tres ciudadanos.
Imagen referencial

El suceso ocurrió después de las 8:00 de la noche del domingo en tres escenarios de la comunidad de San Joaquín de Turmero, en el municipio Santiago Mariño del estado Aragua, según las fuentes consultadas por los periodistas del área de sucesos.

De acuerdo al relato de esa historia trágica, los homicidas a bordo de una camioneta gris se dirigieron a Las Colinas de San Joaquín. Al parecer, allí, después de unos cuantos minutos, se suscitó un altercado aún desconocido y en medio de la situación, uno de los antisociales desenfundó un arma de fuego, aparentemente una pistola.

Dándosela de guapetón de barrio, el hampón mató de disparos a Christofer Jesús Rodríguez, quien quedó tendido sobre un charco de sangre, e inmediatamente el sujeto, junto con sus amigos, abordó el vehículo, emprendiendo su huida a toda velocidad. Lo hizo escapando de los cuerpos policiales que se trasladaban a la citada comunidad para dar inicio a las averiguaciones.

En el trayecto, comentaron testigos, los antisociales realizaron varias detonaciones de sus armas, tratando de amedrentar a la gente que aún permanecía en las afueras de sus hogares.

Al llegar a la esquina del sector Las Margaritas, pasando el Turístico, se encontraba un grupo de ciudadanos conversando temas de la política actual y narrando sus anécdotas del acontecer diario.

A sangre fría, los sospechosos dispararon sus armas y uno de los proyectiles impactó en el intercostal izquierdo de un ciudadano que estaba sentando en ese momento en una silla, y a esa hora aún permanecía en la citada comunidad, visitando a una amiga y ciertas amistades.

Sus amigos corrieron desesperadamente para salvar su pellejo, pero la persona, como no tenía nada pendiente con nadie, no se movió para ningún lado, quedando atrapada en medio del tiroteo, muriendo en el acto a causa del balazo recibido. Residía en la urbanización Simón Bolívar, en La Morita 2 del municipio Santiago Mariño.

Según la versión de la señora Oxalida Ribas, su hijo se llamaba Giovanni Eduardo Pérez Ribas, de 31 años de edad, de oficio obrero y padre de dos hijos menores de edad.
Detalló que la persona muerta en ese barrio era un ciudadano muy apreciado por todos, no tenía enemigos declarados ni mucho menos cuentas pendientes con las leyes. “Su desaparición física nos dejó un tremendo dolor, difícil de superar”.

Vale resaltar que una vez cometida su acción criminal, los pistoleros, a dos cuadras aproximadamente del segundo homicidio, abrieron fuego contra otro sujeto y siguieron su ruta echando tiros como “locos endemoniados”.

Aún convaleciente, el herido fue trasladado de urgencia al Hospital Central de Maracay, donde lo dejaron bajo observación de los facultativos de guardia. Sin embargo, falleció en el transcurrir de las horas.

Su cadáver fue trasladado a la Morgue de Caña de Azúcar sin ningún tipo de identificación. Se indicó que comisiones de la Base de Homicidios de San Pablo, en Turmero, se acercaron a la zona investigando los pormenores crimen.

Por el momento, el móvil que mayor fuerza cobra para los investigadores es un presunto ajuste de cuentas con Christofer, pero sin descartar otras hipótesis. Los familiares y testigos fueron citados al despacho policial a rendir declaraciones, con miras a identificar a los homicidas.

La comunidad de San Joaquín se vio sacudida la noche del domingo luego del ataque de unos antisociales a bordo de una camioneta. Los malvivientes le echaron tiros a quien vieran mal parado en la calle.

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo
foto | FAUSTINO PÉREZ

Loading...